El amor de Dios te llevará a una vida de privilegios y bendiciones mucho más allá de tus sueños más salvajes. Aunque se dice y se escribe mucho al respecto, son pocos los que realmente viven la vida amorosa. El amor te catapultará al escalón superior del poder y la gracia de Dios. ~ “Y sobre todas estas cosas vestíos de amor, que es el vínculo perfecto” (Colosenses 3.14). El amor sanará su cuerpo de la enfermedad, porque el amor es el cumplimiento de toda la Ley y los Profetas y el Nuevo Testamento. “El amor es el cumplimiento de la ley” (Romanos 13.10), y el pecado es la causa de todas las enfermedades y dolencias, ~ “Después le halló Jesús en el templo, y le dijo: Mira, has sido sanado; no peques más, para que no te venga alguna cosa peor” (Juan 5.14). Como ya hemos visto, el amor es el cumplimiento de toda la Palabra de Dios, y la Biblia dice: Dios ~ “ Envió su palabra, y los sanó, Y los libró de su ruina. Hijo mío, está atento a mis palabras; Inclina tu oído a mis razones. Porque son vida a los que las hallan, Y medicina a todo su cuerpo” (Salmos 107.20, Proverbios 4.20,22).

La palabra de su poder

Pocas personas entienden la magnitud de vivir una vida de amor ágape. El amor es el tema principal de toda la Biblia, y ha sido marginado por personas que piensan que saben más que Dios, cuando en realidad ni siquiera han leído su Biblia. Esto muestra cuán odioso se ha vuelto la raza humana. Dios nos dio su Palabra, la Biblia, para que todos puedan aprender a vivir la vida amorosa, pero como Jesús dijo a los fariseos espiritualmente sordos, también es cierto hoy. ~ “Entonces respondiendo Jesús, les dijo: Erráis, ignorando las Escrituras y el poder de Dios” (Mateo 22.29). Aquellos que no se tomen el tiempo para aprender la Palabra de Dios siempre estarán en ‘error’ y nunca conocerán el ‘poder de Dios,’ porque el poder de Dios está en Su Palabra. ~ “[Dios] sustenta todas las cosas con la palabra de su poder, habiendo efectuado la purificación de nuestros pecados por medio de sí mismo, se sentó a la diestra de la Majestad en las alturas” (Hebreos 1.3).

Una vida de bendición divina

La Palabra de Dios es poder y la Palabra de Dios es 100% amor. Comprender y dedicar tu vida a aprender y vivir la Vida de Amor dotará tu vida con la energía de Dios como nada más lo hará. El hombre o la mujer que camina y vive en el amor, es un Sumo Sacerdote que obedece por completo y ejecuta toda la voluntad de Dios en todo momento. Obviamente, esto traerá todas las bendiciones tanto en el Antiguo Testamento como en el Nuevo Testamento sobre su vida. ~ “Porque todas las promesas de Dios son en él Sí, y en él Amén, por medio de nosotros, para la gloria de Dios. Y vendrán sobre ti todas estas bendiciones, y te alcanzarán, si oyeres la voz de Jehová tu Dios” (2Corntios 1.20, Deuteronomio 28.2). En el momento en que comiences a caminar en amor, las bendiciones de Dios comenzarán a alcanzar tu vida. El amor ágape es el cumplimiento completo de todas las leyes y requisitos de toda la Biblia, tanto el Antiguo como el Nuevo Testamento juntos. Entonces el amor traerá todas las bendiciones prometidas a aquellos que obedecen la Ley de Moisés y la ‘Ley Real del Amor’ (Santiago 2.8).

Intocable

El amor te hará un maestro completo sobre cada situación y circunstancia en esta vida y en la vida venidera. El amor te dará autoridad soberana sobre todo el poder del enemigo. Jesús era el amor encarnado; en consecuencia dijo. ~ “No hablaré ya mucho con vosotros; porque viene el príncipe de este mundo, y él nada tiene en mí” (Juan 14.30). El amor es la llave maestra de todo en el Reino y debajo del Reino. Si caminas en amor, el diablo ‘no tendrá nada en ti,’ lo que significa que el diablo no tendrá entrada en tu vida; cuerpo, alma y espíritu; él estará completamente sujeto a ti, porque el amor siempre ‘ata al hombre fuerte’ [el demonio] ~ “Porque ¿cómo puede alguno entrar en la casa del hombre fuerte, y saquear sus bienes, si primero no le ata? Y entonces podrá saquear su casa” (Mateo 12.29). La única forma en que Satanás puede ganar poder sobre ti es engañándote para que salgas de la vida amorosa. Mientras camines en el espíritu del amor ágape, como dijo Jesús, Satanás ‘no tendrá nada en ti.’ No tendrá pecado para obtener ventaja sobre ti; por lo tanto, debe inclinar su rodilla ante el poderoso Nombre que está por encima de cada nombre, “El Señor Jesucristo”, como lo expresas con fe.

1John 4.12-13

Si nos amamos unos a otros, Dios permanece en nosotros, y su amor se ha perfeccionado en nosotros. En esto conocemos que permanecemos en él, y él en nosotros.

© L. Jonathan Blais 2022 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

El pecado es un producto del estado espiritual de uno. En el jardín del Edén, Dios creó al hombre sin pecado, y Adán permaneció libre de pecado hasta que se separó de Dios, que es lo que la Biblia llama muerte espiritual. ~ “Y mandó Jehová Dios al hombre, diciendo: De todo árbol del jardín podrás comer; mas del árbol de la ciencia del bien y del mal no comerás, porque el día que de él comieres, ciertamente morirás” (Génesis 2.16,17). Sabemos que Dios se refería a la muerte espiritual, no a la muerte física cuando dijo estas palabras porque Adán murió inmediatamente en espíritu, pero no murió de muerte física durante varios cientos de años. Una vez que Adán se separó espiritualmente de Dios (muerto), todo lo que hizo fue pecado porque ahora vivía en un estado perpetuo de pecado, viviendo separado de Dios. Esta es la raíz de todos los problemas del hombre: ha sido removido de su estado original de estar uno con Dios. Mientras uno esté espiritualmente separado de Dios, en realidad está muerto y pasará la eternidad separada de Dios en el lago de fuego.

El estado del pecado

Es por eso que Jesús nos mandó a ‘permanecer en Dios.’ ~ “Permaneced en mí, y yo en vosotros. Como el pámpano no puede dar fruto por sí mismo, si no permanece en la vid, así tampoco vosotros, si no permanecéis en mí. Si alguno no permanece en mí, será echado fuera como una rama y se secará; y los recogen y [los] echan en el fuego, y son quemados” (Juan 15.4,6). La fuente de todo pecado nunca ha cambiado. Todo pecado y mal procede del estado espiritual de corrupción del hombre, separado de Dios. La separación de Dios es el gran pecado del que proceden todas las malas acciones. A esto se refería Jesús cuando dijo ~ “Vosotros sois de vuestro padre el diablo, y los deseos de vuestro padre queréis hacer” (Juan 8.44).

Hechura de Dios

Los que nacen del Espíritu de Dios son hijos de Dios y, por naturaleza, quieren y harán su voluntad, completando toda la Ley de Moisés y mucho más, simplemente creciendo en el Espíritu y aprendiendo a caminar en la luz (zoe, Gr.) de la vida de Cristo.~ “Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas. El que peca es del diablo, porque el diablo pecó desde el principio. Para este propósito, el Hijo de Dios se manifestó, para poder destruir las obras del diablo. Quien haya nacido de Dios no peca, porque su simiente permanece en él; y él no puede pecar, porque él” (Efesios 2:10,1Jn.3: 8-9). Ahora uno puede entender claramente lo que Jesús quiso decir cuando el joven gobernante le preguntó ~ “ ¿Qué bien haré para tener la vida eterna? Él le dijo… si quieres entrar en la vida, guarda los mandamientos” (Mateo 19.16-17).

Despojarse del cuerpo de pecados

Ahora, en el Nuevo Testamento, podemos y debemos MANTENER LOS MANDAMIENTOS a través del ministerio del Espíritu Santo en nosotros. Jesús respondió que era necesario ‘GUARDAR LOS MANDAMIENTOS’ para ‘tener vida eterna.’ Ahora que hemos sido ~ “…circuncidados con circuncisión no hecha a mano, al echar de vosotros el cuerpo pecaminoso carnal, en la circuncisión de Cristo” (Colosenses 2.11). Esta expresión aquí,” … al echar de vosotros el cuerpo pecaminoso carnal,” se refiere a nuestra completa liberación de la naturaleza pecaminosa, heredada del pecado de Adán en el Jardín. Ahora, a través del nuevo nacimiento (recreación), somos concebidos y nacidos del Espíritu Santo, habiendo recibido la naturaleza de Dios, ~ “…el nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad” (Efesios 4.24). Los santos del Antiguo Testamento solo podían alcanzar la justicia a través de la fe en los sacrificios por su naturaleza pecaminosa. ~ “Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo. Todo aquel que es nacido de Dios, no practica el pecado, porque la simiente de Dios permanece en él; y no puede pecar, porque es nacido de Dios” (1Juan 3.8-9). Así, Cristo audazmente declara — “No penséis que he venido para abrogar la ley o los profetas; no he venido para abrogar, sino para cumplir. Porque de cierto os digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una jota ni una tilde pasará de la ley, hasta que todo se haya cumplido. De manera que cualquiera que quebrante uno de estos mandamientos muy pequeños, y así enseñe a los hombres, muy pequeño será llamado en el reino de los cielos; mas cualquiera que los haga y los enseñe, éste será llamado grande en el reino de los cielos. Porque os digo que si vuestra justicia no fuere mayor que la de los escribas y fariseos, no entraréis en el reino de los cielos” (Mateo 5.17-20). Permanece en Cristo dando a la palabra de Dios el primer lugar en tu vida, como dijo Jesús, y serás libre de todo pecado, enfermedad y muerte.

Juan 15.7

Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho.

© L. Jonathan Blais 2022 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Si alguna vez te has preguntado realmente cuál es la voluntad de Dios para tu vida, todo lo que tienes que hacer es echar un vistazo a lo que Jesús dijo al respecto en el libro de Mateo. ~ “Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra” (Mateo 6.10). Hay un lugar para el sufrimiento y hay un lugar para los frutos de la victoria que acompañan al sufrimiento de los justos. Dios se toma en serio el cielo en la tierra, es tan genuino que en el próximo milenio literalmente moverá el cielo mismo y Su trono a la tierra. ~ “Y yo Juan vi la santa ciudad, la nueva Jerusalén, descender del cielo, de Dios, dispuesta como una esposa ataviada para su marido. Y oí una gran voz del cielo que decía: He aquí el tabernáculo de Dios con los hombres, y él morará con ellos; y ellos serán su pueblo, y Dios mismo estará con ellos como su Dios” (Apocalipsis 21.2,3).

El autor de la paz

El Reino de Dios se caracteriza por la ‘luz’ (comprensión) y el orden perfecto. No hay nada confuso ni contradictorio en ello. Toda contradicción y confusión proceden del enemigo, que es el príncipe de las tinieblas (confusión) de este siglo actual, o de los hombres que el enemigo ha cegado. La Biblia describe el infierno como lo siguiente ~ “Tierra de oscuridad, lóbrega, Como sombra de muerte y sin orden, Y cuya luz es como densas tinieblas” (Job 10.22). Así como el amor es lo opuesto al odio y el bien es lo contrario del mal, así Dios es el autor del orden, no de la confusión. El Espíritu testifica ~ “Pero hágase todo decentemente y con orden. Pues Dios no es Dios de confusión, sino de paz. Como en todas las iglesias de los santos” (1Corintios 14.40,33).

Como es en el cielo

No hay similitud entre el cielo y el infierno. Los dos son diametralmente opuestos entre sí. El infierno es la morada de aquellos que han rechazado hacer la voluntad de Dios. Es el resultado de la desobediencia contra la voluntad de Dios. El cielo es exactamente lo contrario del infierno. Es el lugar donde la voluntad de Dios se ejecuta perfectamente y sin resistencia, donde se manifiesta el resultado de la obediencia a la voluntad de Dios. Jesús dijo que sus seguidores orarían y trabajarían para establecer la voluntad de Dios en la tierra. Él dijo ~ “Vosotros, pues, oraréis así: Padre nuestro que estás en los cielos, santificado sea tu nombre. Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra” (Mateo 6.9-10). Los discípulos de Cristo saben y entienden que el Padre quiere que se haga su voluntad, no solo en el cielo, sino también en la tierra de la misma manera que su voluntad perfecta se ejecuta sin resistencia en el cielo.

No hay lugar para la oscuridad

Cualquiera que posea una Biblia sabe que no hay enfermedad ni pobreza en el cielo, tanto como no hay dolor, ni pecado, ni muerte. ~ “Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron” (Apocalipsis 21.4). Esta es la voluntad de Dios ahora en la tierra para todos y cada uno de los hijos de Dios. Jesús no dijo — ‘… venga a tu reino, hágase tu voluntad en el cielo.” Jesús dijo — “Venga a tu reino. Hágase tu voluntad, COMO EN EL CIELO, ASÍ TAMBIÉN EN LA TIERRA.” No hay lugar para ninguna duda o para cualquier sombra de oscuridad en absoluto en la Palabra de Dios. Es luz perfectamente clara. ~ “Éste es el mensaje que hemos oído de él, y os anunciamos: Dios es luz, y no hay ningunas tinieblas en él” (1Juan 1.5).

Hijos de Dios bendecidos

El cielo se describe en la Biblia como un lugar opulento en abundancia, como lo era el Jardín del Edén antes de que Satanás entrara y trajera escasez y falta. Incluso la calle en el cielo está hecha de oro puro, y los cimientos de la ciudad están construidos sobre joyas precisas. Echemos un vistazo a la descripción bíblica del cielo. ~ “Los cimientos del muro de la ciudad estaban adornados con toda piedra preciosa. Las doce puertas eran doce perlas; cada una de las puertas era una perla. Y la calle de la ciudad era de oro puro, transparente como vidrio” (Apocalipsis 21.19,21).  No hay similitud alguna entre la voluntad de Dios y la voluntad del diablo. Las bendiciones de Dios caen sobre aquellos de sus hijos que conocen su voluntad y la cumplen. Aquellos que contradicen a Dios y buscan la maldición en lugar de la bendición eventualmente encontrarán lo que buscan. No dejes que el diablo te engañe. Dios no es burlado.1

Conocer, creer y colaborar

El mal procede de los impíos, en la medida en que la bondad procede de los justos, en la misma medida en que se otorga la bendición a los que obedecen a Dios, y la maldición es la recompensa de los que lo desobedecen. ~ “¡Ay de los que a lo malo dicen bueno, y a lo bueno malo; que hacen de la luz tinieblas, y de las tinieblas luz; que ponen lo amargo por dulce, y lo dulce por amargo! ¡Ay de los sabios en sus propios ojos” (Isaías 5.20-21).

Jesús ya no sufre; Ahora reina sentado a la derecha2 de Dios disfrutando del botín de la victoria y del dominio del bien sobre el mal. La batalla ha terminado. Se ha luchado y ganado; y Dios está listo, dispuesto y más que capaz de hacer cumplir la realidad de esa victoria en su vida en este momento presente, independientemente de sus circunstancias actuales. Todo lo que tienes que hacer es saberlo, creerlo y colaborar con él, y se hará en tu vida ahora como es en el cielo.

Deuteronomio 11.18,21

Por tanto, pondréis estas mis palabras en vuestro corazón y en vuestra alma… para que sean vuestros días, y los días de vuestros hijos, tan numerosos sobre la tierra que Jehová juró a vuestros padres que les había de dar, como los días de los cielos sobre la tierra.

Notas

1. Gálatas 6.7

2. Romanos 8.34

© L. Jonathan Blais 2022 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

El mayor obstáculo para recibir de Dios entre muchos de los cristianos es la cuestión de la voluntad de Dios. Trágicamente, multitudes innumerables han muerto en su enfermedad porque no estaban seguros de la voluntad de Dios de sanar. Sin embargo, muchos otros no han recibido la respuesta a sus oraciones debido a la falta de enseñanza bíblica en esta área. Para comenzar desde el principio, consideremos las palabras de Jesús registradas en Mateo. ~ “Y todo lo que pidiereis en oración, creyendo, lo recibiréis” (Mateo 21.22). El elemento fundamental para la oración es la fe. La Biblia contiene muchos tipos distintos de oración, y la fe es el elemento indispensable en todos ellos. El punto que debe entenderse claramente es que la fe y la voluntad de Dios son inseparables. Uno no puede tener fe en Dios sin conocer primero la voluntad de Dios más de lo que alguien podría tener fe sin conocer la palabra de Dios. Dios ha revelado su voluntad1 en su palabra, y ha declarado que solo hay una fuente de fe — la palabra escrita de Dios. ~ “Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios” (Romanos 10.17).

Veneno letal oculto

Ambos elementos, la fe y la voluntad de Dios, son productos de la palabra de Dios. El hecho es que la fe ES conocer la voluntad de Dios con respecto a una situación específica, y es imposible tener fe en Dios hasta que Su voluntad sea claramente conocida. La tradición religiosa ha enseñado a las personas a agregar la frase ‘… si es por su voluntad (la voluntad de Dios)’ a sus oraciones. Aquí tenemos un excelente ejemplo de lo que Jesús quiso decir cuando dijo que la tradición religiosa es el veneno que el enemigo usa para paralizar la fe y destruir las vidas de los hijos de Dios. ~ “Les decía también: Bien invalidáis el mandamiento de Dios para guardar vuestra tradición. Porque dejando el mandamiento de Dios, os aferráis a la tradición de los hombres: los lavamientos de los jarros y de los vasos de beber; y hacéis otras muchas cosas semejantes” (Marcos 7.9,8). Para el individuo que no está familiarizado con la palabra de Dios, puede sonar aceptable agregar la frase — “… si es Tu voluntad” — a sus oraciones, sin saber que esta idea aparentemente inocente es el veneno letal cuidadosamente escondido del enemigo que está destruyendo su fe y prohibiéndoles de recibir de Dios.

Cuestionando la voluntad de Dios

La frase ~ ‘… según tu voluntad’ ~ solo se usa en la oración en la Biblia CUANDO LA VOLUNTAD DE DIOS SE CONOCE SENCILLAMENTE. Jesus dijo, ~  “Venga tu reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra” (Mateo 6.10). Cuando alguien intenta orar la oración de fe y agrega … Si es Tu voluntad,” cancela efectivamente toda su fe, porque no conoce la voluntad de Dios, por lo que no puede tener fe en Dios por algo que no sabe es la voluntad de Dios. Por ejemplo, imagine a alguien intentando orar con fe para sanidad. Si él dice … “Padre, creo que Jesús llevó mis enfermedades y mis pecados en la cruz; por lo tanto, te agradezco por fe que estoy sano, SI ES TU VOLUNTAD ?? … .” — Esta persona ya ha destruido su fe al cuestionar la voluntad de Dios para sanarlo. La frase ~ ‘… si es tu voluntad’ ~ nunca se usa en la oración en la Biblia.

Obtenga respuesta a sus oraciones

Al contemplar el sufrimiento de la cruz, Jesús dijo algo que puede sonar similar, pero que era totalmente diferente de la forma en que las personas usan esta frase hoy. En la cruz, Jesús dijo ~ “Otra vez fue, y oró por segunda vez, diciendo: Padre mío, si no puede pasar de mí esta copa sin que yo la beba, hágase tu voluntad” (Mateo 26.42). La diferencia obvia entre la oración de Jesús y la oración del incrédulo religioso es que Jesús fue precisamente consciente de la voluntad del Padre, no sin darse cuenta. Jesús tenía una clara y exacta comprensión de la voluntad del Padre, y fue precisamente por su conocimiento de la voluntad de Dios que hizo esta oración. El diablo usa tácticas sutiles para destruir al pueblo de Dios. Jesús pudo orar ~ “Hágase tu voluntad”, precisamente porque sabía exactamente cuál era la voluntad de Dios, no porque no, como la multitud religiosa e infiel, que no invierte el tiempo necesario para descubrir la voluntad de Dios. Dios como se revela en la Biblia antes de orar. Es hora de que respondan tus oraciones. Deja de perder tu tiempo usando repeticiones religiosas que solo destruyen tu fe. Comience a construir sus oraciones sobre la fe en la voluntad de Dios comenzando, como Jesús dijo, con la palabra de Dios, y experimente cuánto mejor es la vida con sus oraciones respondidas.

Juan 15.7

Si permanecéis en mí, y mis palabras permanecen en vosotros, pedid todo lo que queréis, y os será hecho.

Notas

1. Romanos 2.18

© L. Jonathan Blais 2022 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

El verdadero cristianismo no se trata de intentar hacer cosas que agradan a Dios. No se trata de ‘hacer’ y ‘no hacer.’ Va mucho más allá de eso. En realidad, tratar de ser un ‘bienhechor’ es ignorar a Jesús, la Cruz, y todo el Nuevo Testamento. Verdaderos cristianos, en lugar de hacer el bien; mueren, renacen, y luego maduran y se convierten en participantes de la ‘naturaleza divina,’5 que va mucho más allá de un simple bienhechor. Estos individuos elegidos han sido regenerados, transformados y fortalecidos con la naturaleza divina de Dios por el Espíritu Santo, y definitivamente reconocerá la diferencia si alguna vez encuentra uno. Entonces, ¿qué es esta transformación y cómo se lleva a cabo? ~ “Vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad” (Efesios 4.24).

La naturaleza de dios

Dios nos ha dado promesas porque Él ama a Sus hijos y desea bendecirlos de la misma manera que usted desearía bendecir a sus hijos. Dios no puede obligarnos a recibir las cosas que quiere darnos, por eso nos las ha dado en forma de promesas, esperando que las recibamos. Las promesas de Dios también se dan para revelarnos la naturaleza de Dios. Por Sus promesas vemos que Dios es un ‘Dios bueno.’ Sus promesas nos revelan el corazón de Dios, que se preocupa profundamente por Sus hijos y quiere bendecirlos con salud, amor, sabiduría y la abundancia de todas las cosas buenas. Pero Dios tiene otro motivo importante para darnos sus promesas: quiere simplificar las cosas para usted y al mismo tiempo salvar su alma del infierno. Ya ves, en el Nuevo Testamento, Dios ha elegido justificar (salvar y perdonar) a aquellos que aprenden a vivir1 por la fe.

Cosas más simples

¡La fe es el único requisito de Dios en el Nuevo Testamento, y Él promete bendecir a los que viven por fe con la abundancia2 de todas las cosas ahora! Este es el cambio más significativo entre el Nuevo Testamento y el Antiguo Testamento. El apóstol Pablo escribe: ~ “Porque en el evangelio [Nuevo Testamento] la justicia de Dios se revela por fe y para fe, como está escrito: Mas el justo por la fe vivirá” (Romanos 1.17). Dios ha simplificado las cosas en el Nuevo Testamento y las ha mejorado, porque por la fe podemos hacer lo que era imposible para las personas del Antiguo Testamento, que estaban limitadas a la capacidad meramente humana. En el Nuevo Testamento, el creyente es “renacido por el Espíritu de Dios”, lo que le permite tener mayor fe que los santos del Antiguo Testamento porque la fe en un producto del Espíritu Santo. ~ “Pero teniendo el mismo espíritu de fe, conforme a lo que está escrito: Creí, por lo cual hablé, nosotros también creemos, por lo cual también hablamos” (2Conrintios 4.13).

Cómo crece la fe

La fe nos da acceso a las promesas de Dios y también al poder* de Dios, para que podamos vencer el pecado y la tentación y cualquier otra estrategia del diablo. Por la fe puedes recibir las promesas de Dios, y la misma fe te transformará en un participante de la justicia de Dios, de la naturaleza de la justicia de Dios. — “La justicia de Dios por medio de la fe en Jesucristo, para todos los que creen en él. Porque no hay diferencia” (Romanos 3.22). Hay más de 2,000 promesas en la Biblia, y todas son accesibles simplemente cumpliendo una condición, y esa condición es que usted reciba la promesa por fe. La fe es un producto de la palabra de Dios. A medida que uno pasa el tiempo diariamente en la palabra de Dios, la fe comienza a crecer en el corazón. El apóstol Pablo escribió ~ “Así que la fe es por el oír, y el oír, por la palabra de Dios” (Romanos 10.17).

Fe y acciones correspondientes

La fe llega al escuchar la palabra de Dios y se fortalece al poner en práctica la palabra de Dios en la vida de uno. Echemos un vistazo a lo que dice la Biblia sobre la fe en el libro de Santiago. ~ “¿Mas quieres saber, hombre vano, que la fe sin obras es muerta? ¿No fue justificado por las obras Abraham nuestro padre, cuando ofreció a su hijo Isaac sobre el altar? ¿No ves que la fe actuó juntamente con sus obras, y que la fe se perfeccionó por las obras? Y se cumplió la Escritura que dice: Abraham creyó a Dios, y le fue contado por justicia, y fue llamado amigo de Dios” (Santiago 2.20-23). Las dos cosas que se han mencionado hoy son evidentes en los versículos anteriores. La fe crece al mezclar acciones con lo que uno cree en la palabra de Dios, y Dios atribuye “justicia” a quienes practican vivir por fe en las promesas de Dios.

En otras palabras, dos cosas están sucediendo simultáneamente a través de las promesas de Dios registradas en el Nuevo Testamento. Mientras recibimos las grandes y preciosas promesas caminando por fe, Dios está ocupado infundiéndonos la ‘naturaleza divina,’ transformándonos literalmente desde el fundamento de nuestra naturaleza (espíritu) en los participantes con Él de “la naturaleza4 divina.” Es hora de dejar de ‘intentar’ y empezar a ‘ser.’ Es hora de convertirse en partícipes de la naturaleza divina a través de la fe en las promesas de Dios. Es hora de dejar de jugar al cristianismo y dejarse llevar por Dios. Es hora de ser realistas, de convertirse en partícipes de la naturaleza divina.

2Pedro 1.4

Por medio de [Jesús] las cuales nos ha dado preciosas y grandísimas promesas, para que por ellas llegaseis a ser participantes de la naturaleza divina, habiendo huido de la corrupción que hay en el mundo a causa de la concupiscencia.

Notas

1. Gálatas 3.11

2. 2Corintios 9.8

3. Marcos 9.23

4. 2Pedro 1.4

5. 2Pedro 1.4

© L. Jonathan Blais 2022 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

En todo el mundo, la maldición1 de la ley (Antiguo Testamento) todavía está activa destruyendo a las personas, robándoles su salud y felicidad y exprimiendo lentamente todo el gozo y la productividad de sus vidas. Es la maldición; no raza, color o credo; que reduce naciones enteras a la pobreza y la ruina. ¿Quién no ha visto a alguien oprimido por un oscuro poder espiritual operando detrás de escena saboteando todo lo que hace? Si alguna vez ha leído la Biblia, sabe que la maldición es real. Toda la educación y la asistencia financiera en el mundo no pueden eliminarlo ni remediarlo. Solo el perdón de los pecados es lo suficientemente poderoso como para convertir la maldición en una bendición. ~ “Y según la ley, casi todas las cosas son purificadas con sangre, y sin derramamiento de sangre no se hace remisión” (Hebreos 9.22).

La Sangre del Cordero

El único perdón por el pecado es a través de la sangre de Jesús. Pero, ¿cómo se aplica la sangre del Cordero? Todo pecado, si no es perdonado por la sangre del cordero, es castigado por la maldición de Dios. La escritura afirma ~ “Porque todos los que dependen de las obras de la ley están bajo maldición, pues escrito está: Maldito todo aquel que no permaneciere en todas las cosas escritas en el libro de la ley, para hacerlas” (Gálatas 3.10). La sangre del Cordero de Dios fue derramada hace 2000 años para la remisión de los pecados, sin embargo, muchos de los hijos de Dios continúan sufriendo las consecuencias de la maldición porque no saben cómo aplicar la sangre de Jesús. Es la sangre, y solo la sangre, la que lava el pecado. No hay sustituto para la preciosa sangre de Cristo que limpia el pecado. ~ “(Porque la redención de su vida es de gran precio, Y no se logrará jamás), Ninguno de ellos podrá en manera alguna redimir al hermano, Ni dar a Dios su rescate Para que viva en adelante para siempre, Y nunca vea corrupción” (Salmos 49.7-9).

Los tesoros escondidos de la sabiduría

Algunos han presumido que el pecado es purgado por el arrepentimiento, otros haciendo buenas obras, y otros piensan que los pecados son eliminados por un sacerdote o algún otro clérigo. Sin embargo, la Biblia deja en claro que la sangre del Cordero solo puede ser aplicada por el mismo individuo que ha cometido los pecados. Consideremos las palabras del apóstol Juan. ~ “Éstos son los que han salido de la gran tribulación, y han lavado sus ropas, y las han emblanquecido en la sangre del Cordero” (Apocalipsis 7.14). La pregunta sigue siendo cómo se puede lavar el pecado con la sangre si no se sabe dónde está la sangre y cómo se puede emplear. Gracias a Dios, el Espíritu nos es dado para guiarnos a toda la verdad y revelar todo el conocimiento oculto. La revelación de la verdad oculta de Dios trae unidad, riqueza y sabiduría. ~ “Para que sean consolados sus corazones, unidos en amor, hasta alcanzar todas las riquezas de pleno entendimiento, a fin de conocer el misterio de Dios el Padre, y de Cristo, en quien están escondidos todos los tesoros de la sabiduría y del conocimiento” (Colosenses 2.2-3).

Aplicar la sangre para quitar la maldición

La Escritura revela que la sangre derramada de Jesús se aplica en dos pasos lógicos, que deben ser entendidas y puestas en práctica por todos aquellos que disfrutarían de los beneficios. El primer paso es reconocer que el Nuevo Testamento está escrito ‘en la sangre de Jesús.’ Jesús dijo que el Nuevo Testamento, o la palabra de Dios, está “escrito” o constituido por la Sangre del Cordero. ~ “Y les dijo: Esto es mi sangre del nuevo pacto, que por muchos es derramada” (Marcos 14.24). Esto significa que la Palabra de Dios y la Sangre son una sustancia. El sacerdocio del Antiguo Testamento lo muestra claramente cuando Dios instituye el Antiguo Pacto, y Dios le ordena a Moisés que rocíe la sangre del sacrificio del cordero (Jesús) sobre el Libro de la Ley (Biblia) y luego sobre las cabezas de las personas. ~ “Porque habiendo anunciado Moisés todos los mandamientos de la ley a todo el pueblo, tomó la sangre de los becerros y de los machos cabríos, con agua, lana escarlata e hisopo, y roció el mismo libro y también a todo el pueblo, diciendo: Ésta es la sangre del pacto que Dios os ha mandado” (Hebreos 9.19-20).

Jesús quita la maldición de sus discípulos

Para terminar, echemos un vistazo a la aplicación práctica de la sangre, tal como fue aplicada a los Doce Apóstoles por Jesús. Jesús estaba predicando a los Discípulos, y cuando su mensaje llegó a una conclusión, dijo estas palabras. Lo que demuestra que la sangre del Cordero está en la Palabra de Dios y se aplica al escuchar la predicación de la Palabra. ~ “Ya vosotros estáis limpios por la palabra que os he hablado” (Juan 15.3). Manténgase libre de las maldiciones del pecado por la sangre del Cordero, lavándose diariamente en la palabra de Dios pasando tiempo en las Escrituras.

1Juan 1.7

Pero si andamos en luz, como él está en luz [palabra], tenemos comunión unos con otros, y la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado.

Notas

1. Deuteronomio 28.15-68

2. Salmo 119.105

© L. Jonathan Blais 2022 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Algunas cosas están tan destrozadas que no se pueden arreglar. Incluso Dios reconoce esto en las Escrituras. En tales casos, cuando no hay más remedio en el reino humano, el hijo de Dios no debe arrepentirse. Por el contrario, debe celebrar porque es solo en estos casos que Dios ha prometido ‘renovar’ lo que está roto sin posibilidad de reparación. Tarde o temprano, todos eventualmente encontrarán una situación o problema para el cual el remedio se ha escapado más allá de la esfera de la capacidad humana.

Lo torcido

Incluso el hombre más sabio del mundo, el Rey Salomón, reconoció este triste estado de los asuntos humanos. ~ “Miré todas las obras que se hacen debajo del sol; y he aquí, todo ello es vanidad y aflicción de espíritu. Lo torcido no se puede enderezar” (Eclesiastés 1.15-15). Curiosamente, Dios no habla de arreglar o remediar problemas desordenados. Para ir al grano, Él ‘habla’ de hecho sobre ‘hacer las cosas nuevas.’ Seamos realistas, los caminos de Dios son los mejores, y, cuando lo piensas, ‘renovar’ un problema o situación tiene mucho sentido.

Las primeras cosas

¿Por qué jugar tratando de arreglar un gran desastre cuando está dentro de su capacidad simplemente hacer que todo sea nuevo? ~ “Enjugará Dios toda lágrima de los ojos de ellos; y ya no habrá muerte, ni habrá más llanto, ni clamor, ni dolor; porque las primeras cosas pasaron. Y el que estaba sentado en el trono dijo: He aquí, yo hago nuevas todas las cosas. Y me dijo: Escribe; porque estas palabras son fieles y verdaderas”(Apocalipsis 21.4-5).

Hacer las cosas

Como sugiere el versículo antes mencionado, algunos problemas son tan dolorosos que la única forma de avanzar es obtener un nuevo comienzo, que solo es posible al dejar el pasado y permitir que Dios reconstruya todo el asunto completamente nuevo de principio a fin. Por supuesto, solo Dios puede hacer esto. De todos modos, debe subrayarse que en la Biblia se aclara que Dios es propenso a hacer las cosas nuevas mucho más de lo que la mayoría piensa. Considere todas las cosas que Dios ha hecho nuevas.

Hecho mejor

Nos ha dado: el Nuevo Testamento, el vino nuevo, un corazón nuevo, el nuevo nacimiento, la Nueva Jerusalén (cielo), un cielo nuevo y una tierra nueva, una mente renovada, vida nueva, lengua nueva, etc. En todo esto, el amor y la bondad de Dios es evidente — Él no lo elimina; prefiere conservarlo, pero no como es para siempre. Las cosas deben ser cambiadas. Deben hacerse nuevos. Deben hacerse mejores. Debe haber un final y un nuevo comienzo para todo bajo el sol. Todo lo que vive para siempre debe ser renovado por Dios. ~ “Todo tiene su tiempo, y todo lo que se quiere debajo del cielo tiene su hora. Tiempo de nacer, y tiempo de morir… tiempo de buscar, y tiempo de perder; tiempo de guardar, y tiempo de desechar” (Eclesiastés 3.1,2,6).

Cada doce meses

Es una cuestión de confiar en Dios. Él sabe cuándo es hora de hacer cosas nuevas en tu vida. Él sabe cómo deshacerse de lo viejo y, al mismo tiempo, conservar lo que es bueno y renovarlo. El problema es que somos nosotros quienes no estamos dispuestos a aceptar el cambio y dejar que el pasado se desvanezca en su tiempo y lugar. Se requiere fe para cambiar y sabiduría para capitalizar el cambio. Dios fue quien introdujo la idea de renovar el año, por lo que cada doce meses el hombre recordaría Su promesa de hacer todas las cosas1 nuevas y aprovechar la oportunidad de cambiar.

Desatando su fe

Dios instituyó el día de Año Nuevo cuando le dio a Moisés las instrucciones para la primera cena de Pascua. ~ “Habló Jehová a Moisés y a Aarón en la tierra de Egipto, diciendo: Este mes os será principio de los meses; para vosotros será éste el primero en los meses del año” (Éxodo 12.1-2). Deja de permitir que el enemigo te atrape para que vivas en el pasado. Entra en un nuevo día de fe y promesa. Tómese un momento y pregúntele al Padre qué es lo que quiere renovar en su vida, luego comience su nueva vida dando los primeros pasos, desatando su fe en Dios tomando las acciones correspondientes en fe, y observe cómo Dios lo lleva a un nuevo amanecer.

Versículo: Isaías 42.9

He aquí se cumplieron las cosas primeras, y yo anuncio cosas nuevas; antes que salgan a luz, yo os las haré notorias.

Notas

1. Revelación

© L. Jonathan Blais 2022 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

No hay nada como empezar bien el Año Nuevo, y eso significa poner primero lo primero. Antes que nada, debe decirse que Dios tiene un hábito peculiar que es exclusivo de Él debido a Su naturaleza. Si alguna vez se ha preguntado qué le gusta hacer a Dios en su tiempo libre, las Escrituras parecen señalar qué es. A diferencia de nosotros, ama las cosas nuevas. Dios es un ‘creador’ … o más exactamente, Dios es el Creador. La palabra “crear” significa implícitamente NUEVO. Nada se puede crear sin hacer nuevo al mismo tiempo.

Dios es Ilimitado

Gracias a Sus atributos ilimitados y Su sabiduría ilimitada, Dios prefiere simplemente hacer algo completamente nuevo desde el principio que arreglar un viejo desastre. Algunos de nosotros deberíamos aprender de esto. A veces, lo mejor es empezar de nuevo. Piénsalo. La Biblia está llena de cosas nuevas que Dios crea constantemente. En lugar de arreglar el Antiguo Testamento, Dios simplemente siguió adelante e introdujo un Nuevo Testamento completamente distinto. Adán contaminó a la raza humana con el pecado, por eso Dios nos dio el ‘nuevo nacimiento.’ La Biblia está llena de cosas que Dios hace nuevas. Considere algunos de ellos: el hombre nuevo, los cielos nuevos y una tierra nueva, un universo nuevo, un día nuevo, un año nuevo, un nuevo comienzo, la nueva creación, odres nuevos, una cosa nueva, una mente renovada, el Nueva Jerusalén, la nueva naturaleza, un nuevo espíritu, nuevas lenguas, nuevo vino, un mandamiento nuevo, una luna nueva … etc. También podríamos acostumbrarnos porque el hecho es que Dios se complace tanto en hacer cosas nuevas que ha prometido ‘¡hacer todas las cosas nuevas!’ ~ “Y el que estaba sentado en el trono dijo: He aquí, yo hago nuevas todas las cosas. Y me dijo: Escribe; porque estas palabras son fieles y verdaderas” (Apocalipsis 21.5).

Naturaleza caída del hombre

Como suele ser el caso, debido a la naturaleza caída que recibimos de Adán cuando pecó en el jardín y nuestra experiencia de vivir bajo la influencia del pecado, no nos gustan tanto las cosas nuevas en general. Debido a que la novedad implica cambio, y el cambio incluye trabajo y la necesidad de fe, tendemos a evitar el cambio en lugar de darle la bienvenida. La naturaleza pecaminosa, perezosa y temerosa, con demasiada frecuencia prefiere simplemente hacer frente a las viejas cosas rotas e inútiles de ayer, en lugar de tomar la mano de Dios y dejar que Él nos guíe hacia las cosas nuevas que Él ha preparado para nosotros. Dios es tan especial acerca de las cosas nuevas que en realidad se burla de nosotros, despertando nuestra imaginación con curiosidad. En el libro de Isaías, cuando Dios habla abiertamente acerca de las cosas nuevas que quiere hacer por nosotros, dice ~ “He aquí que yo hago cosa nueva; pronto saldrá a luz; ¿no la conoceréis? Otra vez abriré camino en el desierto, y ríos en la soledad” (Isaías 43.19). Dios tiene un nuevo camino para ti en 2021, un nuevo plan y una nueva solución a tus problemas. Algo en lo que nunca has pensado ni considerado. No puede esperar para contártelo. Es mucho mejor de lo que tienes ahora e infinitamente mejor que cualquier cosa que puedas imaginar o incluso soñar. ~“Y a Aquel que es poderoso para hacer todas las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros” (Efesios 3.20).

Es hora de un Cambio Real

Si eres como Dios y te estás aburriendo y cansando un poco de los mismos viejos problemas en tu vida, es hora de “lo nuevo”. Y es muy fácil de lograr. Ni siquiera tienes que pedírselo. Él ya ha creado una solución completamente nueva para las cosas que el enemigo ha estado usando para atarte y evitar que corras con la nueva visión que Dios tiene para tu vida en 2022. ~ “Jehová me respondió, y dijo: Escribe la visión, y declárala en tablas, para que corra el que leyere en ella” (Habacuc 2.2). Todo lo que necesita es un poco de cooperación de su parte para traer lo nuevo y decir adiós a lo viejo. No puede hacerlo arbitrariamente sin su consentimiento, y hay algunos pasos que son necesarios en los que debemos cooperar. En el libro de Jeremías, el profeta habla del futuro que ha planeado para ti, diciendo ~ “Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis” (Jeremías 29.11).

Apocalipsis 21.5

Y el que estaba sentado en el trono dijo: He aquí, yo hago nuevas todas las cosas. Y me dijo: Escribe; porque estas palabras son fieles y verdaderas.

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

El Hombre de la Montaña —

El secreto de la vida cristiana es seguir a Jesús al monte de Dios y pasar tiempo con Él en profunda comunión en la presencia del Padre. Esta fue la clave de todo en la vida de Jesús, como también lo es de todo en la tuya. Todas las necesidades, deseos, habilidades divinas, sabiduría y conocimiento nacen de este lugar de perfecta quietud y silencio divino. ~ “Despedida [Jesús] la multitud, subió al monte a orar aparte; y cuando llegó la noche, estaba allí solo” Mateo 14.23). En toda la Biblia, Dios se encuentra en las montañas. El rostro de Moisés1 se transformó en una luz inaccesible y recibió los Diez Mandamientos después de 40 días en la montaña a solas con Dios. Dios personalmente reveló el peso de Su gloria a Elías2 el profeta mientras estaba solo con Dios en el Monte Horeb, la Montaña de Dios. El Templo de Dios está ubicado estratégicamente en el Monte Moriah, y Jesús predicó Su mensaje más importante, el Sermón del Monte, sentado sobre una roca en una montaña, por nombrar algunos ejemplos. ~ “Venid, y subamos al monte de Jehová, a la casa del Dios de Jacob” (Isaías 2.3).

Dos imágenes primarias

Dios el Padre vive en una montaña, y si quieres llegar a conocerlo, no hay nada como tocar la puerta de Su casa en la montaña, como Jesús solía hacer, y pasar tiempo con Él. Todas estas imágenes nos dicen mucho sobre acceder a la presencia de Dios y liberarlo para que opere libremente en nuestra vida y a través de ella. Primero, Dios es la “Roca”. ~ “Porque ¿quién es Dios, sino sólo Jehová? ¿Y qué roca hay fuera de nuestro Dios?” (2Samuel 22.32). La Biblia nos comunica las realidades espirituales a través de imágenes, simbolismo, metáforas y símiles. Todo este simbolismo es rico en revelación espiritual. Por supuesto, Dios es un espíritu, no una roca, pero Dios es ciertamente una Roca en el sentido de Su personalidad y Su presencia. A diferencia de Jesús (cordero) y el Espíritu Santo (paloma), el Padre, el Primer miembro de la divinidad, se ha confinado a solo dos imágenes principales mediante las cuales se revela a nosotros: 1) el Padre y 2) La Roca. ~ “Él es la Roca, cuya obra es perfecta, Porque todos sus caminos son rectitud; Dios de verdad, y sin ninguna iniquidad en él; Es justo y recto” (Deuteronomio 32.4).

Encuentra a Dios y la respuesta

¿Qué sucede cuando te encuentras a la sombra de una gran y asombrosa montaña? Lo que sucede es silencio, asombro, quietud y paz … la presencia3 de Dios. Muchos de los hijos de Dios están tan distraídos y atormentados por el enemigo a través del conocimiento4 del mal (la mente), que ni siquiera se dan cuenta cuando han estado en presencia de Dios, cuando el Espíritu los lleva al silencio y la quietud del Padre, Dios la Roca. ~ “Si es que habéis gustado la benignidad del Señor. Acercándoos a él, piedra viva” (1Pedro 2.3,4). El principio básico de la oración es la comunicación con Dios, y seamos realistas realmente no puedes llegar a conocer a alguien hasta que te sientes con él. La mayor parte de lo que se escribe y se enseña sobre la oración se basa en fórmulas y pautas. Combine esto con el hecho de que la mayoría de las personas nunca oran hasta que tienen una gran necesidad de algo, y tenemos la causa fundamental de la esterilidad y la debilidad espiritual de los creyentes de hoy, reduciéndolos a víctimas en lugar de generales de cinco estrellas en el campo de la batalla espiritual. Encontrará a Dios y la respuesta a todas sus necesidades y deseos cuando haga lo que Jesús hizo, cuando 1) despida a la multitud y 2) suba a la montaña y 3) pase la noche solo en presencia del Padre, la Roca.

Concepciones falsas

La mayoría de los hijos de Dios tienen conceptos erróneos acerca de Dios y no reconocen Su presencia. Están tan distraídos y acosados ​​por Satanás a través de su acceso a su mente que casi han conocido la conciencia de su propio espíritu, mucho menos la presencia de Dios, que es un Espíritu y solo se puede acceder a través del espíritu humano renacido. Cuando oran, se sienten rápidamente decepcionados y frustrados porque esperan una voz atronadora del cielo, o la conmoción y el asombro de la aparición de un ángel de 2000 pies de altura. Dios es “La Roca.” Siempre está ahí. Somos ‘nosotros’ los que estamos ausentes debido a las distracciones mentales constantes (por parte del enemigo). Él está presente, pero estamos “inconsciente” de Él. Él es el Padre Eterno, La Roca, lleno de paz, fuerza eterna y la serenidad eterna de la sabiduría y el entendimiento infinitos, todo empacado en la presencia del amor perfecto. ¡Cómo esperas que sea la presencia de Dios! Él no quiere nada de ti excepto tu amor y tu presencia con Él. No le digas nada (a menos que sea absolutamente necesario) … Él ya conoce tus pensamientos y responderá a todos ellos.

Todo lo que es necesario

Solo estar con el es todo lo que se necesita. Mientras te bañas en Su presencia, todas las preguntas que tengas serán respondidas, cada necesidad será satisfecha, y Él hará mucho más de lo que puedes pedir o incluso pensar6 mientras pasas la noche a solas con el Padre en la montaña de la comunión íntima con Él. Serás transformado, como lo fue Moisés simplemente sentándote en Su presencia mientras te habla. ~ “No sabía Moisés que la piel de su rostro resplandecía, después que hubo hablado con Dios” (Éxodo 34.29). Ya estás haciendo la mayor actividad espiritual posible; te has unido a Dios por fe en esta perfecta quietud del Espíritu, y en tu unión espiritual con Él a través de una entrega completa, Él está libre para operar en ti y a través de ti libremente para lograr más de lo que puedes pedir o pensar. Es mejor no preguntar nada en particular porque Él ya conoce todas tus necesidades y conoce una solución a tus problemas mucho mejor que tú. ~ “Pues qué hemos de pedir como conviene, no lo sabemos, pero el Espíritu mismo intercede por nosotros. Y a Aquel que es poderoso para hacer todas las cosas mucho más abundantemente de lo que pedimos o entendemos, según el poder que actúa en nosotros” (Romanos 8.26, Efesios 3.20).

A traves del espiritu

En la montaña, hay dos cosas que debes tener en cuenta. El mundo en el que vive está completamente impulsado por el conocimiento. Debes ser consciente de esto y no conformarte5 porque el hombre no puede conocer/comunicarse con Dios a través de la mente, solo a través del corazón. El mundo que te rodea no tiene más remedio que vivir del conocimiento porque están espiritualmente muertos, pero no tienes excusa para conformarte con el mundo en lugar de caminar en el espíritu. Adán y todos los demás que no han renacido del Espíritu de Dios no tienen otra opción que vivir solo por el razonamiento intelectual porque participaron del Árbol del Conocimiento que les produjo la muerte espiritual, pero tú has nacido7 del Espíritu de Dios en comunión con Él, a través de su espíritu, no con su mente. ~ “Dios es Espíritu; y los que le adoran, en espíritu y en verdad es necesario que adoren” (Juan 4.24).

Deja tu mente atrás

Finalmente, la segunda cosa es que no solo todos los hombres están espiritualmente muertos e incapaces de comunicarse con el Padre porque están aprisionados en su mente, el diablo obtuvo acceso a la raza humana a través del ‘conocimiento’ y persistentemente usa su acceso8 a su mente para mover te lejos de la conciencia de la presencia de Dios mediante constantes distracciones, confusión, preguntas y un razonamiento sin fin e inútil que no lleva a ninguna parte. Debes, como Jesús, despedir a la multitud (gente, guardar tu teléfono celular) y escalar la montaña de Dios solo, lo que significa poner tu mente a un lado, recordar que eres un hijo de Dios guiado por el espíritu y sintonízate con la presencia del Padre a través de tu espíritu, no de tu mente, y tú también te convertirás, con la práctica, en un montañés, un hombre/mujer de la Roca.

Mateo 14.23

Despedida [Jesús] la multitud, subió al monte a orar aparte; y cuando llegó la noche, estaba allí solo.

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

¿Qué harías si tu esposa te dijera que su regalo esta Navidad es decirte que está embarazada del bebé de otro hombre? La única forma de comprender realmente el significado de la Navidad es comprender al hombre que recibió este mensaje, el padrastro del Hijo de Dios nacido en un pesebre, el hombre José, el novio comprometido de la Virgen María. ~ “Now the birth of Jesus Christ was as follows: After His mother Mary was betrothed to Joseph, before they came together, she was found with child of the Holy Spirit. Then Joseph her husband, being a just [man], and not wanting to make her a public example, was minded to put her away secretly. But while he thought about these things, behold, an angel of the Lord appeared to him in a dream, saying, “Joseph, son of David, do not be afraid to take to you Mary your wife, for that which is conceived in her is of the Holy Spirit” (Matthew 1.18-20).

La historia de una familia

Dios, el Creador del cielo y de la tierra, es el Padre de Jesús; José es el padre de la navidad y por una buena razón. La historia de navidad es una imagen perfecta de la única y verdadera familia, la familia de Dios, la familia genuina que se supone que representa la familia humana. Durante más de 1600 años, los más grandes teólogos han estado de acuerdo en que es infinitamente más noble y santo que un hombre engendre un hijo adoptivo que la semilla de su propia carne. La historia de la Navidad está llena de imágenes profundas, que revelan a los ojos iluminados la obra del Espíritu Santo en esa primera noche navideña hace tanto tiempo. ~ “Vinieron, pues, apresuradamente, y hallaron a María y a José, y al niño acostado en el pesebre” (Lucas 2.16). El verdadero mensaje de la Navidad es poderoso. Todo lo que los cristianos tienen que hacer es decirlo como es. El mundo sería un lugar diferente si los cristianos vieran a la descendencia de la simiente divina como lo hizo José.

Un verdadero esposo

La mayoría de los hombres ignoran por completo o van tan lejos como para tratar de matar a la descendencia espiritual que sus esposas traen a casa por el Espíritu Santo, cuando llegan a casa y anuncian que Dios les ha dado un hijo ꟷnacido del Espíritu. ~ “Respondió Jesús: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios. Lo que es nacido de la carne, carne es; y lo que es nacido del Espíritu, espíritu es” (Juan 3.5,6). Joseph es un hombre de verdad, un padre verdadero, no un abortista. En lugar de dar el primer lugar a su propia simiente carnal, el producto de la carne muerta, José reconoce y estima la simiente divina nacida del Espíritu Santo y silenciosamente toma su lugar como un ‘padre virgen’ o un padre adoptivo del niño Jesús, apoyando a su esposa mientras se regocija y amamanta a su nueva prole espiritual hasta la madurez espiritual, amamantando al precioso hijo de Dios día a día con la leche pura y sin adulterar de la Palabra. ~ “Desead, como niños recién nacidos, la leche espiritual no adulterada, para que por ella crezcáis para salvación” (1Pedro 2.2).

Madurez espiritual por la palabra

Todo niño nacido de la carne tiene una madre física, por lo que todo niño nacido del Espíritu de Dios, como la Virgen María, tiene una madre espiritual, que es miembro de la Iglesia, y un padrastro espiritual que sostiene, ayuda, y cuida de su casa (la iglesia). La Esposa de Cristo, prometida para casarse con el Mesías en la fiesta de bodas1 del Cordero es la Iglesia, compuesta de miembros individuales, que dan a luz por el Espíritu a todo hijo de Dios nacido de nuevo. ~ “Sino que os habéis acercado al monte de Sion…a la congregación de los primogénitos, la cual es madre de todos nosotros” (Hebreos 12.22,23; Gálatas 4.26). La Navidad es la historia de una familia; José, María y Jesús. Es la historia de un hombre que le da a Dios y la única familia verdadera el primer lugar en su vida, anteponiendo la progenie espiritual de Dios a su propia vanidad y sueños carnales. Es la historia de un hombre piadoso, llamado José, el padre2 de Jesús. Ningún hombre debe engendrar hijos carnales hasta que haya engendrado exitosamente hijos espirituales, hasta que haya agregado personas de manera auspiciosa al número de santos y los haya criados a la madurez espiritual a través de la palabra. ~ “Porque todo el que toma [sólo] leche, no es experto en la palabra…pero el alimento sólido es de los mayores de edad” (Hebreos 5.13,14).

El bebé en un pesebre

Si quieres encontrar la Navidad en tu casa, no se trata de decorar un árbol o comer pavo; se trata de sembrar la semilla de la palabra de Dios en el corazón (espíritu) de aquellos a quienes Dios te lleva hasta que Cristo (la semilla de la palabra) sea formado en ellos. Note cómo María concibe la Palabra de Dios, Jesucristo. ~ “Y el ángel respondió y le dijo: [El] Espíritu Santo vendrá sobre ti, y…el Santo que ha de nacer {–de ti} será llamado Hijo de Dios. Entonces María dijo: “¡He aquí la sierva del Señor! Hágase en mí según tu palabra”. Y el ángel se apartó de ella. Y el Verbo se hizo carne y habitó entre nosotros, y contemplamos su gloria, la gloria como del unigénito del Padre, lleno de gracia y de verdad” (Lucas 1.35,38; Juan 1.14). Es hora de volver a esa primera noche estrellada, volver a las frías y ventosas llanuras altas de Belén, volver al “Bebé envuelto en pañales, acostado en un pesebre,” volver a Jesús la Palabra de Dios3, ¡feliz Navidad!

Gálatas 4.19

Hijitos míos, por quienes vuelvo a sufrir dolores de parto, hasta que Cristo sea formado en vosotros.

Notas

1. Apocalipsis 19.9

2. Lucas 2.48

3. Apocalipsis 19.13

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960.

Usado con permiso. para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Es por una buena razón que el Nuevo Testamento comienza con la historia épica de una familia en Navidad. El comienzo de cualquier generalmente escrito siempre comienza estableciendo la idea principal de toda la obra, esto se llama la ‘declaración de tesis.’ Lo más querido y precioso para todos los pueblos en los cuatro rincones del mundo es la familia, y cada año la Navidad es universalmente aceptado como el evento familiar pináculo del año. Esto no es casualidad. Es toda la empresa de la mano invisible de Dios obrando providencialmente de acuerdo con Su diseño espiritual eterno. ¿Por qué la familia y la Navidad son tan importantes para todos? Porque la familia representa el cielo donde encontramos nuestro hogar eterno en la familia de Dios y el nacimiento de Cristo nos muestra cómo llegar allí. ~ “Jesús le dijo: —Yo soy el camino, la verdad y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí” (Juan 14.6). Jesús es el único camino verdadero a la vida eterna y, como se describe claramente en la historia de Navidad, todo comienza con el nuevo nacimiento. La primera y principal idea de la Navidad es el nacimiento milagroso de Cristo, que retrata lo que el Nuevo Testamento llama el Nuevo Nacimiento. ~ “Respondió Jesús: —De cierto, de cierto te digo que a menos que uno nazca de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios” (Juan 3.5).

Jesús, un joven

Así como el nacimiento milagroso de Cristo por la Virgen Madre y el poder del Espíritu Santo, aun así cada uno de los hijos de Dios comienza su viaje espiritual hacia la gran celebración final de la Navidad en el cielo a través del nuevo nacimiento, que es producto de la madre virgen (iglesia) y el Espíritu Santo. ~ “Más bien, os habéis acercado…a la Jerusalén celestial…a Dios el juez de todos, a los espíritus de los justos ya hechos perfectos…la cual es nuestra madre, es libre” (Hebreos 12.22,23; Gálatas 4.26). La historia de Navidad nos enseña que Jesús no solo era hijo de la virgen, también era hijo de un padrastro llamado José, quien recibió al niño Jesús y lo guió a lo largo de los años de la niñez y su juventud. José, el padrastro de Jesús, desaparece misteriosamente de las Escrituras en el momento en que Jesús se convierte en un hombre joven, lo cual es necesario y también según el plan divino. José, que simboliza al padre humano, debe desaparecer en las sombras para que el Hijo de Dios pueda dar lugar a su Padre Celestial, que es su único Padre verdadero. Jesús habla de sus dos padres, su padre espiritual y su padrastro terrenal, en el libro de Lucas. ~ “Cuando le vieron, se maravillaron, y su madre le dijo: —Hijo, ¿por qué has hecho así con nosotros? He aquí, tu padre [José] y yo te buscábamos con angustia. Entonces él les dijo: —¿Por qué me buscabais? ¿No sabíais que en los asuntos de mi Padre [Dios, el Padre] me es necesario estar?” (Lucas 2.48-49).

Correr y caminar

Note que, como ya se ha dicho, Jesús, al demostrar claramente a todos el único camino verdadero a la vida eterna en la familia celestial de Dios, no trató de conformar la familia celestial a Su familia terrenal, como lo hace la mayoría de la gente. No, Jesús entendió claramente que si alguien va a hacer del cielo su hogar y ocupar su lugar en la familia celestial eterna en la era venidera, debe observar cuidadosamente la familia espiritual, que es la iglesia, y conformar su familia terrenal, hacerse a la familia espiritual de Dios, no al revés. La Navidad enseña sobre la familia espiritual, que es el único modelo verdadero que la familia terrenal debe seguir y cumplir si quiere ser salva. La mayoría de los que erróneamente ponen lo terrenal por encima de lo espiritual, sin saberlo, lo destinan a la condenación. La Navidad nos enseña cómo todos debemos recibir el reino de Dios como hijos queridos y crecer día a día, como lo hizo Jesús. ~ “De cierto os digo que cualquiera que no reciba el reino de Dios como un niño, jamás entrará en él” (Marcos 10.15). Con demasiada frecuencia, los cristianos tratan de correr antes de aprender a caminar. La historia de la Navidad a través de Jesús nos describe una vida normal que es guiada por el Espíritu Santo. Algunos han dicho erróneamente que la infancia de Jesús estuvo llena de milagros y prodigios; sin embargo, sabemos que esto no es cierto porque la Biblia dice que Su primer milagro fue convertir el agua en vino en Caná de Galilea. ~ “Este principio de señales hizo Jesús en Caná de Galilea, y manifestó su gloria; y sus discípulos creyeron en él” (Juan 2.11).

Sujeto a Él

No es casualidad que en Navidad se celebre y se ponga en primer lugar a los niños. Así es en el Reino de Dios, en la familia de Dios. Los jóvenes creyentes recién nacidos de nuevo1 son apreciados y celebrados. Se muestra claramente que necesitan tiempo para crecer espiritualmente y que, como cualquier niño, tropezarán y caerán de vez en cuando, momento en el que serán cariñosamente recogidos y acunados en los brazos de la iglesia madre, no regañados y castigado. ~ “Aconteció que, cuando los ángeles se fueron de ellos al cielo, los pastores se decían unos a otros: —Pasemos ahora mismo hasta Belén y veamos esto que ha sucedido, y que el Señor nos ha dado a conocer” (Lucas 2.15).

La Navidad nos dice que así como los pastores y los reyes vinieron a Jesús y lo adoraron y vieron que era aclamado por miles de ángeles, así el pastor de cada iglesia y presidente de cada país está sujeto a Él y dará cuenta de lo bien que le sirvieron. No pierda la oportunidad esta Navidad de hablar algunas palabras sobre el verdadero significado de la Navidad a su familia o simplemente lea algunos versículos de las Sagradas Escrituras (lectura de las escrituras… Lucas 2.1-20). Y luego, a lo largo del año nuevo, recuérdele a su familia a medida que el Espíritu le dirige estos principios eternos, conduciendo a su familia al único camino verdadero hacia la familia eterna en el cielo que celebrará para siempre el nacimiento milagroso del glorioso Cordero de Dios en un pesebre en esa primera noche de Navidad hace tanto tiempo.

Malaquías 4.5-6

Antes que venga el día de Jehová, grande y terrible. Él hará volver el corazón de los padres hacia los hijos, y el corazón de los hijos hacia los padres, no sea que yo venga y hiera la tierra con maldición.

Notas

1. Juan 3.3

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960.

Usado con permiso. para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Las armas del enemigo son pocas, pero se usan de manera muy efectiva. Todas las armas se basan en conceptos simples, que se han desarrollado y refinado cuidadosamente hasta que alcanzan un punto donde su objetivo ya no puede defenderse adecuadamente contra ellos. El arco y la flecha son una versión mejorada del antiguo arma de lanzamiento de piedras, un rifle es una versión mejorada de un arco y una flecha, etc. La Biblia dice ~ “Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes. Por tanto, tomad toda la armadura de Dios, para que podáis resistir en el día malo, y habiendo acabado todo, estar firmes” (Efesios 6.12,13). La comprensión del creyente de la naturaleza de su guerra diaria contra los ángeles caídos (demonios) en los reinos de la oscuridad es crítica si no quiere convertirse en una víctima fácil. Estos seres espirituales se comprometen a privar al creyente de todas las cosas valiosas para él, como la familia, la salud, el conocimiento de Dios, etc. Sin embargo, no se detienen allí. El objetivo principal de Satanás no es simplemente el robo y la muerte (espiritual y físico) del cristiano.

La maquinación más grande de Satanás

El objetivo principal del diablo es “destruir” a sus enemigos, lo que significa infligir tanto dolor y sufrimiento como sea posible. ~ “El ladrón no viene sino para hurtar y matar y destruir; yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia” (Juan 10.10). Por esta razón, es vital que el cristiano esté adecuadamente preparado y comprenda la naturaleza de la guerra espiritual. Una de las principales armas en todas las formas de guerra es lo que se llama ‘inteligencia,’ que en la guerra moderna se ha convertido en el principal de todas las armas. No hay sustituto para comprender con precisión al enemigo, incluidas sus tácticas, armas, objetivos y estrategias. La Biblia dice ~ “Para que Satanás no gane ventaja alguna sobre nosotros; pues no ignoramos sus maquinaciones” (2Corintios 2.11). La palabra de Dios impulsa directamente al hijo de Dios a reconocer a su enemigo, mientras que el mayor recurso de Satanás es el engaño y la oscuridad, u ocultando todo lo que puede. Tenga en cuenta que el reino de Satanás se llama “el Reino de las Tinieblas”. ~ “El quinto ángel derramó su copa sobre el trono de la bestia; y su reino se cubrió de tinieblas, y mordían de dolor sus lenguas” (Apocalipsis 16.10).

El objeto del amor de Dios

Todo el batallón del diablo se basa en dos armas principales, que son ‘oscuridad’ y ‘conocimiento del mal.’ Basado en estas dos leyes espirituales, Satanás ha construido un arsenal muy grande y sofisticado, que desafortunadamente en muchos sentidos está ganando su guerra contra la raza humana. La naturaleza del diablo es el odio, y su odio contra el hombre es estimulado por el hecho de que al atacar a la raza humana, que es el objeto del amor de Dios, puede infligir dolor y sufrimiento en el corazón de Dios. ~ “¡Ay de los moradores de la tierra y del mar! porque el diablo ha descendido a vosotros con gran ira, sabiendo que tiene poco tiempo” (Apocalipsis 12.12).

Un poder mucho menor

La primera fase del ataque del enemigo es sacar al cristiano lo más lejos posible de la luz a la oscuridad espiritual. Los dos términos ‘luz’ y ‘oscuridad’ en la Biblia se refieren al conocimiento espiritual — la luz es el conocimiento de Dios, su reino y su palabra. La oscuridad es ignorancia y la ausencia de verdad. La oscuridad opera de manera muy diferente a la luz. La oscuridad no es lo mismo y lo opuesto a la luz. La luz “repele” la oscuridad; sin embargo, la oscuridad no puede repeler la luz. La luz invade y extingue la oscuridad, pero la oscuridad no puede invadir ni extinguir la luz, de la misma manera que cuando se enciende un foco, la oscuridad no puede invadir la luz del foco. Por lo tanto, se entiende que la oscuridad es ‘la ausencia de luz,’ pero la luz no es la ausencia de oscuridad. Esto es importante por muchas razones, pero por ahora es suficiente decir que demuestra cómo Satanás es un poder mucho inferior que Dios. Él no es igual y opuesto a Dios. ~ “Éste [Jesús] era en el principio con Dios. En él estaba la vida, y la vida era la luz de los hombres. La luz en las tinieblas resplandece, y las tinieblas no prevalecieron [resistir] contra ella” (Juan 1.2,4,5).

Los demonios no pueden soportar la luz

El creyente debe ser consciente del poder espiritual del conocimiento de la verdad, que es la ‘luz.’ El conocimiento del mal (oscuridad) no puede expulsar el conocimiento de Dios, pero el conocimiento de Dios (luz) sí puede expulsar y eliminar el conocimiento del mal. Por lo tanto, el armamento de la luz, que está en posesión del hijo de Dios, es muy superior a los instrumentos de oscuridad de Satanás. ~ “La noche está avanzada, y se acerca el día. Desechemos, pues, las obras de las tinieblas, y vistámonos las armas de la luz” (Romanos 13.12). El conocimiento de la verdad expulsa inmediatamente con fuerza brutal a los agentes [demonios] de la maldad que habitan en las regiones oscuras. En conclusión, debe hacerse la pregunta — si las armas del cristiano son mucho superiores a las del enemigo, ¿por qué están perdiendo la guerra contra el mal? ~ “Y ésta es la condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas” (Juan 3.19).

Superar la naturaleza pecaminosa

Es una cuestión de apatía, complacencia y alianza de los hijos de la luz con el reino de las tinieblas. Muy poca guerra real continúa. Es una triste mancha en la raza humana que, en el análisis final, el hombre es su propio peor enemigo. Entonces, no es tanto Satanás como la necesidad de vencer la naturaleza pecaminosa caída del hombre lo que simpatiza, colabora y permite el reino de las tinieblas. Decide hoy declarar una guerra total contra Satanás y el reino de las tinieblas, determinando resueltamente erradicar por completo toda la oscuridad (carnalidad espiritual) de tu vida, y asi como la oscuridad huye de un foco, Satanás huirá aterrorizado de ti y harás las obras de Dios, venciendo el mal y estableciendo el Reino de la luz.

Efesios 6:12

Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes.

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso. para obtener más recursos, visite

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

La Biblia no es un libro intelectual. Es un libro espiritual que imparte vida espiritual al hombre interior, al espíritu renacido del hombre. La Biblia se compone de palabras, fuerzas espirituales pronunciadas por la boca del Espíritu Santo. Muchos de los libros del Nuevo Testamento son sermones, son mensajes dados directamente por el Espíritu Santo a los hombres ungidos, por quienes fueron predicados en su forma original a las iglesias en la época del Nuevo Testamento. Estas palabras no son como las de ningún otro hombre; están infundidos con la vida de Dios y el fuego del Espíritu Santo. No están dirigidos a la mente; son directos al espíritu del hombre. Estas palabras divinas no pueden ser entendidas únicamente por el intelecto; sólo pueden ser entendidos por el espíritu humano iluminado por el Espíritu Santo. ~ “Mas hablamos sabiduría de Dios en misterio, la sabiduría oculta, la cual Dios predestinó antes de los siglos para nuestra gloria. Pero Dios nos las reveló a nosotros por el Espíritu; porque el Espíritu todo lo escudriña, aun lo profundo de Dios. Lo cual también hablamos, no con palabras enseñadas por sabiduría humana, sino con las que enseña el Espíritu, acomodando lo espiritual a lo espiritual. Pero el hombre natural no percibe las cosas que son del Espíritu de Dios, porque para él son locura, y no las puede entender, porque se han de discernir espiritualmente” (1Coritios 2.7,10,13-14).

Retórica religiosa cognitiva

La mayoría de los medios cristianos de hoy son intelectuales, no espirituales. Es racional, no divino, y está absolutamente desprovisto de la vida divina [zoe, gr.] Y del Espíritu viviente de Dios. El 99% de lo que se predica hoy en el púlpito y se vende en la calle como melocotón no es más que una retórica religiosa racional, razonable y cognitiva. No hay vida espiritual en todo esto. Un hombre o una mujer espiritual no podría sobrevivir con esta confusión mental durante más de un par de meses, y luego moriría de hambre espiritual. Es por eso que tantos cristianos están espiritualmente muertos. ~ “Él [Jesus] respondió y dijo: Escrito está: No sólo de pan vivirá el hombre, sino de toda palabra que sale de la boca de Dios” (Mateo 4.4). Jesús predicaba constantemente mensajes que nadie podía entender, excepto aquellos “a quienes les había sido dado” por el Espíritu Santo, y frecuentemente hablaba abiertamente sobre este aspecto de Su ministerio.

La palabra transformadora

El hijo del carpintero no se disculpó por ello; al contrario, era el sello distintivo de su ministerio de enseñanza, y todos los demás autores bíblicos y ministros auténticos hicieron lo mismo. ~ “Y les dijo: A vosotros os es dado saber el misterio del reino de Dios; mas a los que están fuera, por parábolas todas las cosas; para que viendo, vean y no perciban; y oyendo, oigan y no entiendan; para que no se conviertan, y les sean perdonados los pecados” (Marcos 4.11,12). Este sigue siendo el estándar de Dios hoy para todos aquellos que se consideran predicadores o maestros de la palabra de Dios. La predicación bíblica genuina es una impartición del Espíritu Santo, no nada más que un conocimiento muerto. El apóstol Pablo dijo ~ “El [Dios] cual asimismo nos hizo ministros competentes de un nuevo pacto, no de la letra [intelecto], sino del espíritu; porque la letra mata, mas el espíritu vivifica.” (2Corintios 3.6). La palabra ungida de Dios no imparte meramente conocimiento sin vida; confiere el fuego del Espíritu Santo que transforma a aquellos a quienes es enviado; liberando sanación, revelación y transformación espiritual. ~ “Mientras aún hablaba [predicando] Pedro estas palabras, el Espíritu Santo cayó sobre todos los que oían el discurso. Y los fieles de la circuncisión que habían venido con Pedro se quedaron atónitos. Porque los oían que hablaban en lenguas, y que magnificaban a Dios” (Hechos 10.44,45,46).

Solo la palabra de dios

A estas personas se les infundió de tal manera el poder del Espíritu Santo a través de la predicación de Pedro de que fueron bautizados en el Espíritu y recibieron el don de lenguas simplemente por escuchar. No se necesita ninguna interpretación del Espíritu para lo que hoy se ha empeñado como predicación. El expositor interpreta con orgullo todo para ti. Cualquiera puede entender lo que se dice porque todo es de la carne, no del Espíritu. No ministra la vida; sólo ministra la muerte espiritual1 a los oyentes. El mandato bíblico es “predicar la palabra,” lo que significa predicar la palabra2 de Dios, la Biblia, no simplemente hacer referencia a una o dos escrituras en la introducción y luego arrojar un mero razonamiento humano durante una hora. No creo que haya predicado nunca un mensaje que contenga menos de 20 versículos de las Escrituras. Solo la palabra de Dios ministra la vida; la palabra del hombre sola siempre ministra la muerte espiritual. ~ “El Espíritu es el que da vida; la carne para nada aprovecha. Las palabras que yo os he hablado son espíritu, y son vida” (Juan 6.63).

Ministerio bíblico

La Biblia explica qué es la verdadera predicación en el libro de Nehemías. ~ “Y los levitas [sacerdotes]…hacían entender al pueblo la ley; y el pueblo estaba atento en su lugar. Y leían en el libro de la ley de Dios claramente, y ponían el sentido, de modo que entendiesen la lectura” (Nehemías 8.7,8). La vida cristiana es un esfuerzo espiritual; nacido, sostenido y aumentado a través de palabras espirituales; no retórica mental. Es hora de volver a la transformadora, dadora de vida, la única Palabra de Dios, de regreso a las “palabras de esta vida.

Hechos 5:20

Id, y puestos en pie en el templo, anunciad al pueblo todas las palabras de esta vida.

Notas

  1. 2 Corintios 3.6
  2. Juan 1,14

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

El ministerio de Cristo como se registra en las Escrituras revela el impacto de las relaciones humanas en la capacidad espiritual de uno. La mayoría está familiarizada con los tres discípulos que formaron el círculo íntimo de asociados del ministerio de Jesús: Pedro, Santiago y Juan. Al principio, estos tres hombres aparecen simplemente como testigos o espectadores altamente privilegiados, pero después de un examen más detenido, queda claro que eran participantes activos, colaborando espiritualmente en la obra de muchos de los milagros más notables de Cristo. ~ “Seis días después, Jesús tomó a Pedro, a Jacobo y a Juan, y los llevó aparte solos a un monte alto; y se transfiguró delante de ellos” (Marcos 9.2). No solo Pedro, Santiago y Juan eran más apreciados por Jesús que los otros nueve discípulos, sino que formaban una parte esencial del equipo del ministerio espiritual de Cristo, ayudando y fomentando el poder espiritual que hacía milagros. No es casualidad que Pedro, Santiago y Juan continuaron sus ministerios después de la resurrección de Cristo para ser las luces más brillantes de los doce apóstoles. Santiago fue el primer gran mártir, y Pedro y Juan escribieron libros del Nuevo Testamento y son bien conocidos por sus respectivos ministerios sobresalientes.

Milagros privados        

Primero, a medida que se lee el Nuevo Testamento, se hace evidente que una parte intrincada de los milagros de Cristo se realizó solo después de haberse separado de la proximidad de las personas mundanas, que no pueden resistir la presencia de espíritus malignos en sus vidas. Echemos un breve vistazo a algunos. ~ “ Vino luego a Betsaida; y le trajeron un ciego, y le rogaron que le tocase. Entonces, tomando la mano del ciego, le sacó fuera de la aldea… Luego le puso otra vez las manos sobre los ojos, y le hizo que mirase; y fue restablecido, y vio de lejos y claramente a todos” (Marcos 8.22,23,25). La Biblia nos dice que el pueblo de Betsaida fue el hogar de los discípulos Pedro, Andrés y Felipe, y que en otra ocasión, Jesús multiplicó milagrosamente cinco panes, alimentando a cinco mil personas en Betsaida. Así que al menos esta era un pueblo de tamaño formidable. Debe haberle llevado una cantidad considerable de tiempo ‘tomar a este ciego de la mano y llevarlo fuera de la ciudad.’

Manifestando la presencia divina

Aquí se ve cómo Jesús se separaba con frecuencia cuando hacía milagros, lo cual se registra en Escritura para nuestra instrucción. Echemos un vistazo a cómo Jesús resucitó a la hija de Jairo de entre los muertos. ~ “Entrando en la casa, no dejó entrar a nadie consigo, sino a Pedro, a Jacobo, a Juan, y al padre y a la madre de la niña. Y se burlaban de él, sabiendo que estaba muerta. Mas él, tomándola de la mano, clamó diciendo: Muchacha, levántate” (Lucas 8.51,53,54). Tanto en el Antiguo como en el Nuevo Testamento, la Biblia enseña el efecto de las personas espirituales y malvadas sobre quienes las rodean. Jesús llevó a Pedro, Santiago y Juan con él porque se unieron con Él, formando un poderoso equipo espiritual juntos. Esto se registra en las Escrituras para enseñar el poder de la unidad espiritual. La divina presencia de Dios se manifiesta en la unidad espiritual de los santos. ~” De cierto os digo que todo lo que atéis en la tierra, será atado en el cielo; y todo lo que desatéis en la tierra, será desatado en el cielo. Otra vez os digo, que si dos de vosotros se pusieren de acuerdo en la tierra acerca de cualquiera cosa que pidieren, les será hecho por mi Padre que está en los cielos” (Mateo 18.18,19).

El poder de la santidad

Con la exclusión del evangelismo, la ley divina de la unidad espiritual debe ponerse en práctica en momentos de intensa guerra espiritual, y el poder de Dios se manifestará. Aquellos cristianos que no han podido romper el poder de Satanás sobre los miembros de su familia o iglesia deben examinarse a sí mismos para asegurarse de que no estén ‘compartiendo’ involuntariamente en los pecados de otros. La santidad era el secreto de la inmensa superioridad de Cristo sobre el diablo y sus agentes. ~ “No impongas con ligereza las manos a ninguno, ni participes en pecados ajenos. Consérvate puro” (1Timoteo 5.22). La palabra ‘santo’ ὅσιος (Gr.) significa ‘ser apartado.’ La mayor manifestación del amor de Dios fue el poder del Espíritu salvando milagrosamente a las personas de la opresión de Satanás. Si quieres caminar en el poder de Dios, debes seguir de cerca los pasos de Pedro, Santiago y Juan y salir del mal que contamina el alma con la oscuridad de esta presente era maligna.

Levítico 26.7-8

Y perseguiréis a vuestros enemigos, y caerán a espada delante de vosotros. Cinco de vosotros perseguirán a ciento, y ciento de vosotros perseguirán a diez mil, y vuestros enemigos caerán a filo de espada delante de vosotros.

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

La razón por la que muchos luchan con el perdón se debe en gran medida a la confusión sobre lo que es el verdadero perdón y cómo se lleva a cabo. Nadie puede hacer algo sin comprender correctamente exactamente qué es lo que se supone que deben hacer. Las fuertes advertencias contra la falta de perdón en la Biblia hacen que sea fácil incitar el miedo en las personas, y donde hay miedo también hay confusión. No obstante, debe quedar claro que Dios exige expresamente el perdón incondicional de todos Sus hijos y promete castigos severos a aquellos que se niegan a perdonar porque el perdón es una parte fundamental de la vida amorosa. Dios advierte ~ “Porque si perdonáis a los hombres sus ofensas, os perdonará también a vosotros vuestro Padre celestial; mas si no perdonáis a los hombres sus ofensas, tampoco vuestro Padre os perdonará vuestras ofensas” (Mateo 6.14-15). La gran desventaja de la falta de perdón es que nos pone en desacuerdo con Dios. Dado que Dios ha jurado1 hacer justicia, debemos confiar en Él y obedecer Su mandato de amar,2 incluso a nuestros enemigos.3

Una lista interminable

Como suele ser el caso cuando uno se niega a hacer la voluntad de Dios, el individuo se distancia de Dios y se profundiza bajo la autoridad del diablo. Jesús enseñó sobre este hecho en Mateo 18, donde muchos estudiantes de las Escrituras interpretan ‘ los verdugos’ como referencias a entidades demoníacas. ~ “Entonces, llamándole su señor, le dijo: Siervo malvado, toda aquella deuda te perdoné, porque me rogaste. ¿No debías tú también tener misericordia de tu consiervo, como yo tuve misericordia de ti? Entonces su señor, enojado, le entregó a los verdugos, hasta que pagase todo lo que le debía” (Mateo 18.32-34). La mayoría de los cristianos están confundidos acerca del perdón porque sus maestros han agregado una lista interminable de condiciones y pruebas de lo que supuestamente es el perdón ‘verdadero,’ que son totalmente no bíblicos.

Que es perdonar

No hay acto religioso que pruebe el perdón. A menudo se regaña a los cristianos para que realicen una gran variedad de demandas, que no están contenidas en las Escrituras, para demostrar la veracidad de su perdón. Por ejemplo, con frecuencia se ven obligados a pedir perdón, a confesar el pecado, a llorar y a lamentarse, a pagar la restauración, etc. Dios no requiere ninguna de estas demandas como prueba del perdón genuino. La Biblia simplemente dice que el creyente debe perdonar y que solo Dios y el individuo en particular saben si el verdadero perdón ha sido otorgado o no. Perdonar no necesariamente significa olvidar. Perdonar significa cesar toda acción personal y deseo de venganza o maldad sobre alguien que se percibe que de alguna manera ha cometido una ofensa.

El factor tiempo

Es la opinión del autor que el verdadero perdón solo puede llevarse a cabo con la ayuda del Espíritu Santo. El perdón es a menudo muy difícil de realizar y puede requerir una cantidad considerable de tiempo y dedicación. El perdón comienza con un acto definido de voluntad de liberar al sujeto y detener todo pensamiento y deseo de retribución, lo que generalmente requiere rechazar repetidamente todos los pensamientos y sentimientos del asunto hasta que ya no influya en la mente. El perdón requiere fe. Independientemente de cuánto tiempo lleve, independientemente de todos los sentimientos y pensamientos, uno debe continuar en el trabajo del perdón hasta alcanzar la libertad. El perdón es un acto soberano de la voluntad, y la presencia de sentimientos o recuerdos negativos no significa que no se haya otorgado el perdón.

Dios y justicia

Ciertos actos particularmente atroces y penosos pueden requerir una cantidad formidable de tiempo y esfuerzo para lograr el perdón completo. Y esto nos lleva a la cuestión de la justicia. El creyente debe comprometer todo el asunto de la justicia a Dios y ser consciente de su propia necesidad de perdón. ~ “No os venguéis vosotros mismos, amados míos, sino dejad lugar a la ira de Dios; porque escrito está: Mía es la venganza, yo pagaré, dice el Señor” (Romanos 12.19). Como siempre es el caso, uno debe mirar a Dios como el modelo perfecto de perdón. Jesús no le pidió a nadie que lo perdonara, pero sí lo hizo, de hecho, lo perdonó todo. Cuando los soldados Romanos le clavaron los clavos en las manos y luego a la cruz, ~ “Y Jesús decía: Padre, perdónalos, porque no saben lo que hacen. Y repartieron entre sí sus vestidos, echando suertes” (Lucas 23.34). Una vez que uno sabe y confía en que Dios finalmente ejecutará la justicia perfecta para todos, el perdonar se convierte en un acto natural que se lleva a cabo con relativa facilidad. Pídale al Espíritu Santo que lo ayude y comience a caminar en el perdón hoy, y notará un grado instantáneo de madurez y crecimiento espiritual en tu vida.

Mateo 5.44

Pero yo os digo: Amad a vuestros enemigos, bendecid a los que os maldicen, haced bien a los que os aborrecen, y orad por los que os ultrajan y os persiguen.

Notas

1. Romanos 12.19

2. Juan 13,34

3. Mateo 5.44

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de La Santa Biblia Reina Valera 1960 © Sociedades Bíblicas en América Latina 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

La muerte de un sueño, de una relación o de un negocio puede tener un efecto devastador y duradero; sin embargo, no tiene por qué ser así. El punto de vista de Dios sobre la muerte es muy diferente al nuestro. Debido a nuestra naturaleza caída, vemos la muerte como el final de algo, pero Dios la ve como el comienzo. La muerte es obra del enemigo, y si no es por otra razón que esa, el creyente puede estar seguro de que Dios siempre tiene un plan para traer vida a través de la muerte y destruir las obras del diablo a través de lo que parece ser una derrota absoluta, como la resurrección de Jesucristo lo demuestra claramente. ~ “Por tanto, puesto que los hijos han participado de carne y sangre, de igual manera él participó también de lo mismo, para destruir por medio de la muerte al que tenía el dominio sobre la muerte (éste es el diablo)” (Hebreos 2.14). La cruz nos enseña que no debemos temer a la muerte, sino celebrarla porque es la invitación de Dios a una victoria completamente nueva y mayor.

No te resistas a Dios

Una de las grandes paradojas de la vida espiritual es no comprender las leyes espirituales de Dios, por medio de las cuales Dios lleva a su pueblo a la victoria sobre el enemigo y contesta las oraciones de su pueblo. Esta fue la historia de los antiguos Israelitas, que no se tomaron el tiempo para aprender ‘los caminos’ de Dios de tratar con Su pueblo y hacer las cosas. ~ “A causa de lo cual me disgusté contra esa generación, Y dije: Siempre andan vagando en su corazón, Y no han conocido mis caminos. Por tanto, juré en mi ira: No entrarán en mi reposo” (Hebreos 3.10,11). Como la mayoría de los malentendidos, hay pocas cosas más frustrantes para Padre e hijo, que orar por algo y luego confundir la obra de Dios con la obra del enemigo. Cuando esto sucede, el individuo termina resistiéndose a Dios mientras trabaja para responder a sus oraciones y darles las cosas que desean recibir. Esto es lo que le pasó a Pedro el discípulo. Jesús acababa de terminar de anunciar a sus discípulos que sufriría y moriría en la cruz.

¿Por qué la muerte?

Los doce discípulos aún no entendían el plan de Dios, que era destruir a Satanás a través de la muerte. ~ “Pero él, volviéndose y mirando a los discípulos, reprendió a Pedro, diciendo: !!Quítate de delante de mí, Satanás! porque no pones la mira en las cosas de Dios, sino en las de los hombres” (Marcos 8.33). En la cruz, Dios le quitó el mayor armamento de Satanás y destruyó al príncipe de las tinieblas con su propia arma humillando lo. Ahora, Dios quiere que sigamos los pasos del maestro de Galilea haciendo lo mismo. ~ “Porque nosotros que vivimos, siempre estamos entregados a muerte por causa de Jesús, para que también la vida de Jesús se manifieste en nuestra carne mortal” (2Corintios 4.11). Dios siempre enfrentará a su pueblo con la muerte para darles la victoria porque la cruz y la muerte son el poder de Dios para la salvación. ~ “Porque la palabra de la cruz es locura a los que se pierden; pero a los que se salvan, esto es, a nosotros, es poder de Dios” (1Corintios 1.18).

Vida a través de la muerte

Al igual que los hijos de Israel, Dios los enfrentó cara a cara con la muerte, cuando quedaron atrapados entre el ataque del ejército de marcha del Faraón por un lado y el Mar Rojo por el otro. Como se indica en la escritura anterior, Dios los entregó a la muerte para inflamar su fe, de modo que el poder de Dios pudiera liberarse a través de ellos otorgándoles una victoria completa y decisiva sobre sus enemigos. Jesús hizo repetidamente lo mismo con sus discípulos, usando el batir de las olas del mar y el aullido de la tormenta para estimular su fe. ~ “Y vinieron a él y le despertaron, diciendo: !Maestro, Maestro, que perecemos! Despertando él, reprendió al viento y a las olas; y cesaron, y se hizo bonanza. Y les dijo: ¿Dónde está vuestra fe? Y atemorizados, se maravillaban, y se decían unos a otros: ¿Quién es éste, que aun a los vientos y a las aguas manda, y le obedecen?” (Lucas 8.24,25). La próxima vez que te encuentres entregado a la muerte y parezca que toda esperanza por tus sueños se ha perdido y enterrado, recuerda a Dios que siempre nos entrega a la muerte, para que el poder de la fe pueda trabajar y dar vida a través de la muerte a tu vida. sueños de las cenizas.

2Corintios 4.11-12

Porque nosotros que vivimos, siempre estamos entregados a muerte por causa de Jesús, para que también la vida de Jesús se manifieste en nuestra carne mortal. De manera que la muerte actúa en nosotros, y en vosotros la vida.

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

para obtener más recursos, visite www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Dios no es el único que posee el poder de dar vida. Tú también. Dios te ha concedido el poder de dar vida a todo lo que quieras. Es una habilidad sobrenatural, sin embargo, permanece latente en gran medida porque pocos entienden cómo aprovechar esta capacidad divina y ponerla en práctica en sus vidas. Lo llamo el ‘CódigoVida’ porque siempre funciona y siempre da vida a todo lo que sigue esta fórmula fácil de entender. El código es: mW1235. Puede encontrarlo en su Biblia en el Evangelio de Mateo, capítulo 12, versículo 35. ~ “El hombre bueno, del buen tesoro del corazón saca buenas cosas; y el hombre malo, del mal tesoro saca malas cosas” (Mateo 12.35). Jesús está diciendo que no solo la vida misma, sino la vida de cada hombre, es un producto del CódigoVida mW1235. El código virtualmente le dará vida a cualquier cosa, pero elegí esta aplicación particular de Jesús porque aquí Él enseña cómo el código es en realidad la fuente continua de toda la vida humana. ¡Sí, eso es correcto! La vida particular de cada uno y todo lo que sucede en este planeta a través del dominio humano es un producto del CódigoVida.

El tema principal de Jesús

Aunque el código está diseñado, impulsado y sostenido por Dios; actúa tanto en las cosas buenas como en las malas. Esta tecnología, explicó Jesús, se puede utilizar para dar vida a asesinatos, adulterios, fornicaciones, robos y falsos testigos, por ejemplo, así como muchas otras aplicaciones, incluidas todas las operaciones de la ley natural y divina, material e inmaterial. ~ “Porque del corazón salen los malos pensamientos, los homicidios, los adulterios, las fornicaciones, los hurtos, los falsos testimonios, las blasfemias” (Mateo 15.19). El CódigoVida es la principal enseñanza de Jesús. Una y otra vez en los cuatro evangelios sinópticos, Jesús, usando la analogía de las semillas producidas por el corazón, expone y amplía los atributos y afina el funcionamiento de esta ley divina. El Hijo del Hombre usa más escrituras en la Biblia sobre este tema en particular que sobre cualquier otro tema. Aunque el código mW1235 puede mejorarse y aumentarse para funcionar en un factor de hasta 100 x 1, en su estado más básico funciona impartiendo vida a lo que sea que el individuo decida poner y mantener en su corazón. ~ “El reino de los cielos es semejante a un hombre que sembró buena semilla en su campo; pero mientras dormían los hombres, vino su enemigo y sembró cizaña entre el trigo, y se fue. Y cuando salió la hierba y dio fruto, entonces apareció también la cizaña” (Mateo 13.24-26).

La fuente de energía ignorante del diablo

Jesús enseñó cómo los hijos de los malvados nos engañaban injustamente con el CódigoVida al sembrar semillas ajenas en sus espíritus “mientras los hombres dormían,” de modo que las malas intenciones del diablo pudieran ser producidas por personas inconscientes incluso en contra de su consentimiento. A medida que se acerca el fin de la era, las huestes del reino oscuro han perfeccionado la explotación de esta fuerza potencialmente letal en las masas y la emplean para su propia desaparición, en lugar de beneficiarse. Los malvados líderes mundiales no han sido tan lentos como la iglesia en percibir el potencial de capitalizar el mW1235. Han discernido que pueden usar los recursos espirituales de las masas desprevenidas a su voluntad ‘sembrando’ persistentemente sus mensajes directamente en el corazón a través de los medios electrónicos, las redes sociales, Internet y la televisión. Oseas el profeta lo dijo de esta manera … ~ “Mi pueblo es destruido por falta de conocimiento. Por tanto, gente [que] no hace entendido será pisoteado” (Oseas 4.6,14). El diablo y sus secuaces saben y entienden que si pueden mantener su agenda ante los ojos de un público ingenuo el tiempo suficiente, esas imágenes y opiniones se filtrarán hasta su corazón (espíritu), donde se producirán, si les gusta o está de acuerdo, o no.

El profeta durmiente

Como dijo Jesús, su espíritu (corazón) eventualmente producirá todo lo que se le permita poblarlo, ya sea trigo o mala hierba, bueno o malo. Los grandes conglomerados que poseen los grandes medios de comunicación ya no están interesados ​​en lo que es un hecho verdadero. Saben que si pueden mantener una mentira, o cualquier cosa que quieran, proyectada en el corazón de la gente el tiempo suficiente repitiendo continuamente la misma mentira una y otra vez, esa mentira eventualmente será producida por el corazón de las masas y se convertirá en una realidad fáctica. Esta es la razón por la que los creyentes deben escudriñar cuidadosamente qué fuentes de noticias de los medios admiten la entrada en sus corazones y mentes. El antiguo profeta Jonás fue arrojado al mar porque lo sorprendieron durmiendo cuando debería haber estado luchando contra los enemigos de Dios. ~ “Pero Jonás había bajado al interior de la nave, y se había echado a dormir. Y tomaron a Jonás, y lo echaron al mar; y el mar se aquietó de su furor” (Jonás 1.5,15).

De donde viene la vida

No seas uno de esos que, como dijo Jesús, ciegamente permiten que el diablo siembre semillas de destrucción en sus corazones y vidas porque están espiritualmente dormidos. Es hora de despertar a la realidad del código mW1235 y usarlo de la manera que Dios quiso que se usara como una fuerza letal en beneficio del Reino y del creyente. Tómate un tiempo hoy y examina lo que permites que habite en tu corazón. Tu corazón es el centro de producción de tu vida. Producirá todo lo que le permita.

Proverbios 4:23 Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón; Porque de él mana la vida.

Notas

1. Mateo 12.35

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Los hombres que Dios ha elegido mostrar en la Biblia fueron todos hombres que habían experimentado una transformación asombrosa. Esta es la materia de la verdadera vida cristiana. Todos los que conocen a Dios y caminan en la comunión, como Sansón, Moisés y Elías, se convertirán en figuras más grandes que la vida a través de la regeneración espiritual. En el Antiguo Testamento, se trataba de la Ley de Moisés. Ahora, en el Nuevo Testamento, se trata de las promesas por las cuales a través de la fe somos transformados en “participantes de la naturaleza divina.” ~ “Nos han sido dadas por su divino poder… nos ha dado preciosas y grandísimas promesas, para que por ellas llegaseis a ser participantes de la naturaleza divina” (2Pedro 1.3,4). Dios ha provisto más de 2,000 promesas en la Biblia para que Sus hijos siempre tengan todo lo necesario para vencer cada táctica del enemigo. Hay quienes continúan orando las mismas oraciones una y otra vez pidiéndole a Dios lo mismo, sin saber que Dios ya ha escuchado su oración y les ha concedido las cosas que han pedido.

Dios siempre da

Echemos un vistazo a lo que la Biblia dice sobre la oración en el libro de Santiago. ~ “Y si alguno de vosotros tiene falta de sabiduría, pídala a Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada. Pero pida con fe, no dudando nada; porque el que duda es semejante a la onda del mar, que es arrastrada por el viento y echada de una parte a otra. No piense, pues, quien tal haga, que recibirá cosa alguna del Señor” (Santiago 1.5-7). Tenga en cuenta que el Apóstol comienza usando la “sabiduría” como ejemplo, y él procede a aplicar lo que está diciendo a todas las cosas, cuando dice ~ “…No piense, pues, quien tal haga, que recibirá cosa alguna del Señor.” Entonces, no se trata solo de sabiduría, sino de “todas las cosas” que se hacen en oración. Ahora, note que dice que Dios siempre da a todos los hombres “liberalmente”. ~ “…Dios, el cual da a todos abundantemente y sin reproche, y le será dada” (Santiago 1.5).

Ya dado

Dios siempre da a todos los que piden con fe. Es por eso que el Apóstol continúa decididamente que Dios siempre da a todos los hombres cuando piden con fe. Note, entonces él dice incondicional y resueltamente ~ “… y le será dada” (Santiago 1.5). La razón por la cual todas las cosas que le da al hombre ya se dan, es porque deben ser recibidas “POR FE”. La fe es la única condición necesaria. Una vez que una persona recibe por fe, está calificado y bendecido por Dios porque ha cumplido la condición espiritual, que es recibir por fe. Esta es la única condición espiritual necesaria para recibir todas las promesas de Dios. Note, la Biblia dice lo mismo otra vez en el libro de 2 Pedro ~ “Como todas las cosas que pertenecen a la vida y a la piedad nos han sido dadas… por medio de las cuales nos ha dado preciosas y grandísimas promesas” (2Pedro 1.3-4). Él dijo, todas las cosas ya han pasado por las promesas. Todo lo que Dios requiere del hombre es recibir las promesas por fe. ~ “A fin de que no os hagáis perezosos, sino imitadores de aquellos que por la fe y la paciencia heredan las promesas” (Hebreos 6.12).

Reciba lo que Dios ha dado

Ahora, lo único necesario es recibir lo que Dios ha dado. El problema no es que Dios no escucha nuestras oraciones o no se preocupa por nosotros. Se preocupa tanto por nosotros que nos ha concedido nuestras peticiones incluso antes de que las hayamos pedido. ¡Está bien! la Biblia dice, “Y antes que clamen, responderé yo; mientras aún hablan, yo habré oído” (Isaías 65.24), y San Pedro escribe, “Todas las cosas que pertenecen a la vida y la piedad nos han sido dadas” (2Pedro 1.3). La solución es conocer primero las cosas que Dios ya ha dado y luego entiende cómo a recibirlas de Dios por fe. El siguiente paso es dejar de pedirle a Dios las cosas que ya ha dado, identificar las cosas que son necesarias, y luego aprender cómo recibirlas por fe. El apóstol Pablo escribe, “Porque todas las promesas de Dios son en él Sí, y en él Amén” (2Corintios 1.20).

Transformación Divina

Todo lo que está en las promesas de Dios ya ha sido dado. Una vez que el hijo de Dios conoce las promesas de Dios, puede dejar de pedirle a Dios las cosas que ya se han dado y comenzar la tarea de “recibir” por fe. Sansón quedó tan transformado por el poder del Pacto de Dios que ya no estaba sujeto a las leyes naturales de la física. Las Escrituras describen claramente a dos Sansones: uno completamente transformado en un superhéroe más grande que la vida y, aparte de la fe en la promesa, solo un don nadie religioso débil, vacilante. Tu decides. Dios ha puesto el poder de la transformación divina en tus manos.

Hebreos 6.12

A fin de que no os hagáis perezosos, sino imitadores de aquellos que por la fe y la paciencia heredan las promesas.

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Si Dios está siempre presente, ¿por qué es tan difícil conocerlo? Dios está aquí … la pregunta es ¿dónde estás? Lamentablemente, la mayoría de nosotros estamos perdidos en algún lugar de nuestros pensamientos, arrepentidos por algún incidente traumático del pasado o maquinando ingeniosamente alguna vanidad astuta en el futuro. El gran dilema de la condición humana es nuestra habitual ausencia unos de otros y de la presencia de Dios. Conocer a Dios seguirá siendo un misterio hasta que la mente sea aprovechada y puesta en comunión con Él. Mientras elijamos vivir en un estado de constante distracción mental, permaneceremos aislados de Dios y unos de otros. Todo el mundo ha experimentado el abatido estado de estar absolutamente solo en medio de un ascensor abarrotado o un centro comercial, relativamente cerca en el mundo material, pero a años luz de distancia en espíritu.

Compartiendo una mesa para cenar

No hay nada más común que las parejas casadas que viven en la misma casa, comparten la misma cama y comen en la misma mesa; sin embargo, rara vez se experimentan realmente entre sí. ¿Cómo es esto posible? —Es porque están físicamente presentes, pero espiritual y mentalmente ausentes. Cuando Moisés le preguntó a Dios Su nombre ~ “Dios le dijo a Moisés…”YO SOY me ha enviado a vosotros” (Éxodo 3,14). Dios es el gran “YO SOY” porque Dios siempre está en el presente, Él habita en el presente y nunca lo encontrarás mientras viajas en el tiempo a algún lugar soñando con el futuro o en el pasado.

Solo en tiempo real

Las estanterías de la librería cristiana local están llenas de volúmenes escritos sobre cómo encontrar a Dios y cómo orar, pero rara vez abordan el problema real subyacente: estamos ausentes sin permiso. La solución a todas nuestras necesidades es tan simple que es alucinante. A diferencia de nosotros, Dios no vive en el pasado ni en el futuro. Él está siempre ‘presente.’ Dios vive en el aquí y ahora. Siempre y solo se le encuentra en tiempo real. Uno de los 7 nombres redentores de Dios más sobresalientes es ‘Jehová Sama,’ que significa: “Dios está presente.” ~ “Y el nombre de la ciudad desde aquel día será Jehová–sama” (Ezequiel 48.35). Un cristiano solitario es un cristiano triste, y un cristiano triste es un cristiano débil. Un creyente fuerte, por otro lado, es un hijo gozoso de Dios. ¿Por qué? —Porque el “gozo del Señor es nuestra fuerza”. ~ “Porque el gozo de Jehová es vuestra fuerza” (Nehemías 8.10).

Solos juntos

El gozo se distingue de la mera felicidad en que la felicidad es el resultado de circunstancias naturales, pero el gozo es un estado espiritual producido por circunstancias espirituales. La soledad y la tristeza son el cáncer que está carcomiendo el tejido mismo de la sociedad cristiana moderna de hoy. Es un problema espiritual que no solo afecta a solteros y viudas; destruye matrimonios y separa familias hermosas. Las familias están devastadas porque no pueden identificar el problema, no pueden entender qué es lo que las está destrozando. Sí, vivieron en la misma casa durante años. Compartieron la misma casa durante décadas, pero rara vez o nunca interactuaron realmente entre sí porque estaban habitualmente ausentes, cada uno estaba perdido en su mundo privado de pensamientos, preocupaciones y temores.

Realidad virtual

Esto es lo que nos han hecho los medios electrónicos. Nuestra adicción a la realidad virtual ha depravado nuestros corazones y almas de la más fundamental de todas las necesidades: la vida y el amor en el mundo real. El hombre fue creado a imagen de Dios, la imagen¹ del amor. Decir que Dios es un ser social es una subestimación enorme … Dios es tan indeleblemente comunitario por naturaleza que es literalmente tres personas en una² unidas por un amor perfecto y constante. El hombre es una criatura de amor. Es un protegido de la armonía y el afecto. No hay vida sin compañía, independientemente del éxito que tenga uno en una carrera o en algún otro campo de actividad. El compañerismo íntimo diario es absolutamente imprescindible para el alma del hombre, para su naturaleza. El amor es vida y sin amor no puede haber vida.

El estado de unidad eterna (amor)

No puede haber amor hasta que reconozcamos nuestro estado de ausencia el uno del otro y regresemos conscientemente al ‘presente’, de regreso a la presencia de Jehová Sama. Debemos encontrar el camino de regreso el uno al otro nuevamente y eso solo se puede lograr aprendiendo a vivir ‘en el presente,’ en la presencia de Jehová Sama, en el vínculo perfecto de amor, donde nos encontramos juntos, unidos en cuerpo, alma, mente y espíritu. No simplemente en la misma casa, o en la misma habitación, sino juntos en tiempo, espíritu, mente y alma, juntos en el presente. Dios creó al hombre en un estado perfecto de “unidad”. En el Edén, el jardín del paraíso, el hombre era uno con Dios, uno con todo el cielo y uno con la creación. Él estaba “presente”. Había perfecta unidad. Nos han llevado cautivos (la muerte) por el conocimiento (distracción) del bien y del mal. Adán no supo lo que era la soledad hasta que pecó y entró en la muerte espiritual. Cuando la Serpiente lo engañó y él comió del árbol del ‘sciencia,’ Adán y toda la humanidad cayeron del estado dichoso de unidad, por amor, fuera de la vida; y en la vanidad, el ego y el egoísmo… murió.

Jehová Shammah

El diablo y la oscuridad espiritual que envuelve el mundo perdido que nos rodea en la era actual no pueden estar presentes porque habitan en un estado perpetuo de muerte espiritual. La premisa básica de la muerte es que uno ya no puede estar presente; y por lo tanto, ya no puede experimentar la vida, el sublime estado de amor con otro ser ‘vivo.’ Por lo tanto, el anhelo insaciable del hombre por todo el deleite del amor solo se puede encontrar en la presencia de Jehová Shammah.

¿Qué piensas?

Cuando Adán comió del árbol del “conocimiento3 del bien y del mal”, murió y fue cortado instantáneamente de la ‘presencia’ de Dios y de todos los demás seres creados. Todo hombre hasta el día de hoy vive desprovisto de Dios, atrapado en pensamientos tormentosos incontrolables que lo aprisionan y alienan, o se une a Dios y a la familia y la comunidad al elegir de qué árbol comerá, si pensará en la vida (amor de Dios) o el conocimiento del egoísmo y el mal. Es hora de que vuelvas a la vida, de vuelta al amor, de vuelta a Jehová Sama. Puede elegir ‘el bueno’ o puede elegir ‘a Dios.’ Depende de usted. ¿Qué vas a elegir?

Romanos 8.6

Porque el ocuparse de la carne es muerte, pero el ocuparse del Espíritu es vida y paz.

Notas

1. Génesis 1.28

2. 1 Juan 5,7

3. Génesis 2.17

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Si Satanás ha sido derrotado, ¿por qué los cristianos deben seguir luchando contra él? La derrota de Satanás por Jesucristo en la cruz del Calvario significa que el diablo no tiene más poder, autoridad o derecho para subyugar a la humanidad. A través del conocimiento y la fe en el Evangelio de Jesucristo, el reino del mal queda completamente impotente sobre el hombre. La Biblia dice ~ “Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo” (1Juan 3.8). Jesús vino con el propósito y diseño específicos de hacer nada menos que absolutamente ‘destruir’ todas las obras del diablo. Y ‘eso’ es exactamente lo que hizo. Sin embargo, no privó al hombre de su libre albedrío, lo que habría reducido efectivamente a la humanidad a una raza de robots. Tampoco quitó al enemigo de la tierra. En cambio, Dios le dio al hombre la victoria y la autoridad sobre Satanás, y dejó que el hombre decidiera si el reino de las tinieblas puede operar en la tierra o no. Cristo dijo ~ “He aquí os doy potestad de hollar serpientes y escorpiones, y sobre toda fuerza del enemigo, y nada os dañará” (Lucas 10.19).

Satanás derrotado

Para entender correctamente la victoria de la humanidad sobre Satanás a través de la cruz de Jesucristo, uno debe comprender primero la victoria del diablo sobre la raza humana que ocurrió en el Jardín del Edén. ~ “Porque, así como en Adán todos mueren, también en Cristo todos serán vivificados” (1Corintios 15.22). Cuando la Biblia dice que ~ “Para esto apareció el Hijo de Dios, para deshacer las obras del diablo” (1 Juan 3.8), se trata principalmente de la obra de Satanás en el Jardín del Edén. En la cruz, Jesús destruyó la muerte espiritual que sobrevino a todos los hombres a través del pecado de Adán. ~ “Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre [Adan], y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron” (Romanos 5.12). Satanás tenía una ventaja injusta sobre la raza humana porque todos los hombres estaban espiritualmente muertos, lo que significa que tenían la naturaleza pecaminosa de Satanás y estaban “separados” de Dios. Cuando Jesús se levantó de entre los muertos, introdujo el nuevo nacimiento y borró esta ventaja injusta del enemigo. Ahora, todos los hombres pueden ‘nacer de nuevo’,1 por lo cual son hechos uno nuevamente con el Espíritu de Dios y reciben la naturaleza divina (sin pecado) de Dios. Obviamente, esta es una gran ventaja del hombre sobre Satanás que abre un sinfín de recursos espirituales superiores.

Batalla por la mente

Ahora, cada hombre y mujer puede decidir por sí misma si escuchará a la serpiente y continuar comiendo del árbol del conocimiento de mal, o si obedecerán a Dios al rechazar el conocimiento del mal y la oscuridad y en su lugar elegirán participar solo del árbol de vida (conocimiento de la vida espiritual). La única razón por la cual el enemigo puede ocupar tanta presencia en el mundo hoy es porque una gran parte de la raza humana continúa ‘eligiendo’ comer⁴ del conocimiento del mal, lo que da al diablo, una vez más, entrada en la vida de ese individuo y, a través de su vida, en el mundo en general, a través del cual el mal puede llevarse a cabo en la tierra. Cada hombre, mujer y niño está en una batalla constante entre el conocimiento espiritual, o lo que la Biblia llama ‘luz’, y la proliferación del conocimiento del mal, mediante el cual el reino de las tinieblas puede operar. Incluso aquellos que han nacido de nuevo están en constante peligro de caer en el engaño y las tentaciones del enemigo, sin embargo, la mayoría se contenta con seguir jugando con el diablo en lugar de dejar todo y seguir a Jesús, que es la Palabra2 de Dios. ~  “Pero Jesús dijo a Simón: No temas; desde ahora serás pescador de hombres. Y cuando trajeron a tierra las barcas, dejándolo todo, le siguieron” (Lucas 5.10,11). Pero la mayoría de los cristianos no están interesados ​​en el conocimiento de Dios. Están más interesados ​​en los sentimientos. Para su propia perdición, en lugar de dejarlo todo y seguir la verdad, como los discípulos”, prefieren quedarse en lugares donde la carne se satisface y el espíritu se descuida. Están más interesados ​​en las comodidades carnales que en el crecimiento espiritual, hasta que terminan fatalmente enfermos o son réprobos espiritualmente y es demasiado tarde. Sin embargo, el remanente elegido de Dios permanece fuerte en todas las generaciones y de ninguna manera o forma tendrá nada que ver con las malas obras de las tinieblas o los deseos y engaños de la carne.

El sermón de Jesús

Considera lo que Jesús dijo sobre esto. ~ “Y ésta es la condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas. Porque todo aquel que hace lo malo, aborrece la luz y no viene a la luz, para que sus obras no sean reprendidas. Mas el que practica la verdad viene a la luz, para que sea manifiesto que sus obras son hechas en Dios” (Juan 13.19-21). Aquellos que han rechazado el amor3 de la verdad y se han enamorado de una mentira, no tendrán excusa ante Dios cuando se encuentren donde no deberían estar. ~ “Mas los hijos del reino serán echados a las tinieblas de afuera; allí será el lloro y el crujir de dientes” (Mateo 8:12).

Hechos 26:18 para que abras sus ojos, para que se conviertan de las tinieblas a la luz, y de la potestad de Satanás a Dios; para que reciban, por la fe que es en mí, perdón de pecados y herencia entre los santificados.

Notas

1. Juan 3.6

2. Juan 1.14

3. 2Tesalonicenses 2.10

4. Génesis 2.16-17

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

¿Es una coincidencia casual que la inseguridad, la inflación y la escasez de alimentos estén en la cima de las noticias de hoy o es un presagio escalofriante? Según el libro de Apocalipsis, las primeras tres cosas que hará el Anticristo es desatar una inseguridad, inflación y escasez de alimentos sin precedentes en la tierra. Este es el trabajo de los tres jinetes espectrales del Apocalipsis. ~ “Y salió otro caballo, bermejo; y al que lo montaba le fue dado poder de quitar de la tierra la paz, y que se matasen unos a otros; y se le dio una gran espada. Cuando abrió el tercer sello, oí al tercer ser viviente, que decía: Ven y mira. Y miré, y he aquí un caballo negro; y el que lo montaba tenía una balanza en la mano. Y oí una voz de en medio de los cuatro seres vivientes, que decía: Dos libras de trigo por un denario, y seis libras de cebada por un denario; pero no dañes el aceite ni el vino. Cuando abrió el cuarto sello, oí la voz del cuarto ser viviente, que decía: Ven y mira. Miré, y he aquí un caballo amarillo, y el que lo montaba tenía por nombre Muerte, y el Hades le seguía; y le fue dada potestad sobre la cuarta parte de la tierra, para matar con espada, con hambre, con mortandad, y con las fieras de la tierra” (Apocalipsis 6.4-8).

Los cuatro jinetes del Apocalipsis

El caballo rojo indica malestar e inseguridad globales. Las escamas del caballo negro denotan específicamente un colapso económico global que resulta en una escasez de alimentos en todo el mundo. Todo esto se reducirá rápidamente al caballo pálido, aniquilando a una cuarta parte de la población de la tierra (2 mil millones de personas) principalmente a través de la violencia (militar y social) y la hambruna masiva catastrófica. Dice “Hades lo siguió.” El infierno (hades) seguirá de cerca al jinete del caballo pálido porque se le ha dado para matar mediante la muerte (espiritual), lo que significa matar a los incrédulos, que según la Biblia van directamente al hades1 al morir. El jinete del caballo negro también matará a millones “por las bestias de la tierra,” que son los funcionarios gobernantes corruptos y endemoniados. La Biblia con frecuencia llama a los gobernantes malvados ‘bestias,’ el mismo anticristo es llamado una bestia.2 La crisis de la cadena de suministro que se desarrolla ante nuestros ojos no se puede culpar a Covid esta vez. Se trata de una crisis deliberadamente provocada por el hombre diseñada para exacerbar la hiperinflación5 que ya estamos viendo y llevar a más empresas a la quiebra, forzando a más familias a la pobreza y a la calle.

El almacenamiento divino de alimentos de Dios

Sin embargo, Dios tiene un misterioso plan maestro incrustado en el libro de Apocalipsis por el cual todos Sus hijos siempre tendrán tanta comida como necesiten. Se llama el “maná escondido.” ~ “El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias. Al que venciere, daré a comer del maná escondido” (Apocalipsis 2.17). ‘El maná’ en el Antiguo Testamento era el suministro de alimento sobrenatural de Dios para su pueblo mientras se dirigían hacia la tierra prometida, que simboliza el cielo. Se le llama “pan3 del cielo” porque era un milagro diario de suministro de alimento directamente de Dios a su pueblo. Continuó durante cuarenta4 años. La promesa del maná escondido dada al pueblo de Dios en el libro de Apocalipsis revela cómo Dios obrará milagros espectaculares de intervención para proveer a su pueblo durante los tiempos de gran tribulación y la ira de Dios derramada sobre el pecador al final de la edad. Note que el maná escondido solo se le da a la Iglesia, y ni siquiera a toda la Iglesia… solo a aquellos de la Iglesia que califican para superar los obstáculos descritos en la Iglesia de Pérgamo (Apocalipsis 2.12-17).

La sangre del cordero

La manifestación más grande de poder espiritual descrita en el libro de Apocalipsis no es nada hecho por el anticristo, el falso profeta o la bestia; es el poder manifestado por la iglesia gloriosa cuando se reveló en majestad y dominio sobre Lucifer y el anticristo. ~ “Y ellos le [el anticristo] han vencido por medio de la sangre del Cordero y de la palabra del testimonio de ellos, y menospreciaron sus vidas hasta la muerte” (Apocalipsis 12.11). Una y otra vez, Cristo deja en claro que regresa por una Iglesia gloriosa que “vencerá” al anticristo y todos los poderes de las tinieblas en los años finales de la era presente. La clave de todo está contenida en las palabras “la sangre del Cordero.” ¿Quién es realmente parte de la verdadera iglesia, quién superará la crisis del transporte y cualquier otra táctica del enemigo, incluso hasta las meras “puertas del infierno”? Son los que están “en comunión” (que toman la sangre6 del cordero). Vencen al Dragón por la “sangre del Cordero” (comunión/iglesia). Tome su lugar en la comunión de los santos, y puede estar seguro de que la crisis del transporte marítimo no será una amenaza para aquellos que participan del maná escondido y la manifestación del poder y la gloriosa Novia de Cristo.

Mateo 16:18 Y yo también te digo, que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.

Notas

1. Lucas 16.22,23

2. Apocalipsis 13.1

3. Éxodo 16.4

4. Josué 5.12

5. https://www.cnbc.com/2021/06/07/deutsche-bank-warns-of-global-time-bomb-coming-due-to-rising-inflation.html

6. 1Corintios 11.25

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Una vez que el cristiano sabe que Cristo está esperando, se deduce que comprende lo que Jesús está esperando. Las Escrituras revelan que después de que Jesús venció al diablo en la cruz del Calvario, “se sentó” y comenzó a “esperar”. Ambos eventos contienen revelación que es vital para la batalla diaria del creyente contra las fuerzas de las tinieblas. En más de 5 ocasiones diferentes, la Biblia nos dice que Jesús “se sentó” (en el cielo). El oráculo divino insinúa al lector que ‘la batalla terminó’ a favor de Cristo. Por eso Jesús cesó su lucha y se sentó. La batalla había terminado. Ahora, el campeón de nuestra fe debe pasar a Su próxima asignación, ocupando Su lugar en el trono y reinando sobre el universo durante los siglos venideros. Primero, es evidente que la cruz es la victoria total de Cristo sobre el diablo y el reino de las tinieblas. ~ “Al que venciere, le daré que se siente conmigo en mi trono, así como yo he vencido, y me he sentado con mi Padre en su trono” (Apocalipsis 3.21).

Pecado y muerte neutralizados

Cristo se enfrentó a Lucifer como un hombre nacido de mujer, y la contienda fue una desilusión colosal por parte del príncipe caído de las tinieblas. La Escritura revela que el diablo apenas podía entender lo que estaba sucediendo y fue derrotado vergonzosamente, habiendo sido “hecho un espectáculo público” por Cristo ante todas las huestes del cielo. ~ “Despojando a los principados y a las potestades, los exhibió públicamente, triunfando sobre ellos en la cruz. La que ninguno de los príncipes de este siglo conoció; porque si la hubieran conocido, nunca habrían crucificado al Señor de gloria” (Colosenses 2.15, 1Corintios 2.8). Jesús peleó esta batalla con una mano atada a la espalda, no como el segundo miembro de la Trinidad, no como Dios contra el diablo, sino como hombre contra el diablo. Se limitó voluntariamente al estado1 de un mero hombre. Encontró a Satanás en el lugar del primer hombre Adán, neutralizando para siempre el pecado y la muerte2 que Adán trajo a toda la raza humana a través de su traición contra Dios en el jardín del Edén. ~ “Habiendo efectuado la purificación de nuestros pecados por medio de sí mismo, se sentó a la diestra de la Majestad en las alturas” (Hebreos 1.3).

La espera

A continuación, vemos lo que Jesús comenzó y continúa haciendo después de Su obra de emancipación de la raza humana de Satanás y el pecado. ~ “pero Cristo, habiendo ofrecido una vez para siempre un solo sacrificio por los pecados, se ha sentado a la diestra de Dios, de ahí en adelante esperando hasta que sus enemigos sean puestos por estrado de sus pies;” (Hebreos 10.12,13). Note nuevamente, declara que Jesús ahora está ‘esperando’. Esta es la acción simbólica que el Mesías emprende pacientemente hasta hoy. Entonces, ¿qué está esperando Cristo? – El Rey reinante está ahora ~ “… esperando hasta que sus enemigos sean puestos por estrado de sus pies” (Hebreos 10.13). Esto significa que la Iglesia dominará a Satanás, no que el mundo entero gobernará a Satanás y se ajustará a la voluntad de Dios, sino que la Iglesia al final de los tiempos se levantará en su madurez en poder y dominio sobre el reino de las tinieblas. Los enemigos de Dios son Satanás y los ángeles caídos, que siguieron a Lucifer. El cuerpo de Cristo es la iglesia, y los pies de Cristo son los miembros más bajos de su iglesia. Cristo está esperando hasta que Satanás esté completamente sometido incluso a los miembros más bajos de la iglesia. El ‘estrado de sus pies’ indica dominio completo. Un “estrado de sus pies” sirve para descansar los pies. Cristo está esperando hasta que todos Sus enemigos estén tan completamente sometidos por el poder de la cruz y la sangre del Nuevo Testamento, que incluso Sus pies (Iglesia) ahora también están en completo reposo, habiendo sometido completamente todo el Reino de las Tinieblas.

La Iglesia vencedora

Cristo ‘esperará’, no regresará, hasta que su iglesia se eleve a un glorioso estado de victoria sobre las fuerzas del mal. Esta es la iglesia gloriosa que Pablo menciona en el libro de Efesios. ~ “A fin de presentársela a sí mismo, una iglesia gloriosa, que no tuviese mancha ni arruga ni cosa semejante, sino que fuese santa y sin mancha” (Efesios 5.27). Esto revela que en los últimos días antes del regreso de Cristo cuando el mundo entre en su momento más oscuro de la historia, Dios purificará sobrenaturalmente y levantará una iglesia gloriosa y poderosa antes del regreso de Cristo y antes del rapto de la Iglesia. Esta iglesia gloriosa e incondicional de los últimos días vencerá y dominará a Satanás y el reino de las tinieblas, poniéndolo en completa sujeción bajo los pies de la Iglesia. Todos los cristianos tibios serán eliminados y devueltos en la gran apostasía,3 en cuyo momento la Iglesia real4 en toda su espléndida madurez y poder levantarse y dominar5 al anticristo y los poderes de las tinieblas; sin embargo, ella no controlará los corazones y las mentes de las naciones pecadoras, que han rechazado a Cristo. En conclusión, la verdadera iglesia se levantará y brillará en los últimos días, venciendo al anticristo y siendo liberado6 de los juicios de Dios. La espera terminará y la gloria de Dios será derramada7 sobre su pueblo.

Apocalipsis 12.11

Y ellos le han vencido por medio de la sangre del Cordero y de la palabra del testimonio de ellos, y menospreciaron sus vidas hasta la muerte.

Notas

1. Filipenses 2.8

2. Romanos 8.2

3. 2 Tesalonicenses 2.3

4. Mateo 7,21-23

5. Mateo 16.18

6. Éxodo 10.23

7. Isaías 6.1

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Con la explosión de la hiperinflación en todos los sectores de la economía mundial y las sombrías advertencias de una escasez masiva en todo el mundo llamando a la puerta, ¿quién puede negar el rostro sombrío de la llegada del gran reinicio global, el gigantesco colapso económico predicho hace 2000 años en el libro de la Revelación? ~ “Y los mercaderes de la tierra lloran y hacen lamentación sobre ella, porque ninguno compra más sus mercaderías; Porque en una hora han sido consumidas tantas riquezas. Y todo piloto, y todos los que viajan en naves, y marineros, y todos los que trabajan en el mar, se pararon lejos” (Apocalipsis 18.11,17). Cuando dice ‘en una hora todas las riquezas de la tierra se redujeron a nada,’ está hablando de un colapso económico universal completo que no tiene precedentes en la historia mundial. Hoy, vemos el cumplimiento de estas palabras exactas teniendo lugar frente a nuestros ojos en las noticias diarias … ” marineros, y todos los que trabajan en el mar, se pararon lejos.” La British Broadcast Corporation (BBC) informa de “una acumulación récord de buques de carga1 en los puertos de California.” Por más aterradora que sea la escasez masiva de alimentos, la causa subyacente del atraso global que ahora incluso amenaza a las Navidades es aún más siniestra.

El surgimiento del sistema de las bestias

A pesar del aluvión de excusas, la verdadera causa es obra del hombre. No puedo culpar al virus de China esta vez. La escasez está siendo perpetrada por la élite del 1% que gobierna el mundo entre bastidores, que cree que la población mundial total debe reducirse de 7 mil millones a 2 mil millones. Todo es parte del surgimiento del gobierno de la Bestia5 del Anticristo, el gobierno mundial de la última generación predicho desde hace mucho tiempo que será el brazo fuerte a través del cual El Hombre4 de Pecado, el Anticristo, reina su terror y anarquía sobre todos los ciudadanos de la tierra. ~ “Y hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiese una marca en la mano derecha, o en la frente; y que ninguno pudiese comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el nombre de la bestia, o el número de su nombre” (Apocalipsis 13.16,17). Diariamente, la creciente voz de los economistas del mundo se unen señalando una severa recesión mundial en el horizonte, en la que el USD colapsa provocando el Great6 Reset, el surgimiento de un Nuevo Orden Mundial establecido en una nueva moneda digital global, reemplazando al USD como la moneda de reserva del mundo y marcando el comienzo de un mundo terrible y siniestro que lleva todas las marcas predichas en el Libro de Apocalipsis.

Superar la peor hambruna económica

Jesús dejó en claro que su pueblo no sería tomado por sorpresa por los petrificantes eventos que ocurrían a su alrededor porque estaría preparado por la presciencia de Dios. ~ “Así también vosotros, cuando veáis todas estas cosas, conoced que está [el fin] cerca, a las puertas. De cierto os digo, que no pasará esta generación hasta que todo esto acontezca” (Mateo 24.33,34). El primer paso es conocer y comprender el plan de Dios para su liberación que ya está escrito y revelado en la Biblia. Sí, ciertamente “vencerás” todas las plagas, así como el horror del Anticristo. ~ “Y ellos le han vencido por medio de la sangre del Cordero y de la palabra del testimonio de ellos, y menospreciaron sus vidas hasta la muerte” (Apocalipsis 12.11). ¿Cómo vencerá el pueblo de Dios? —Ellos vencerán por “la sangre del Cordero”, lo que significa que vencerán al Anticristo al practicar lo que Jesús enseñó en el Nuevo2 Testamento. Jesús proveerá para sus discípulos (cristianos) de la misma manera que siempre lo ha hecho: multiplicando divinamente “…sobre todo aquello en que pusieres tu mano” (Deuteronomio 28.8).

La captura milagrosa

Las tres capturas milagrosas de peces han sido durante mucho tiempo para muchos los milagros más gloriosos y reconfortantes de todos. No es casualidad que Jesús sostuvo divinamente a sus discípulos usando ‘peces,’ que nos enseña dos cosas principales: 1) bendición sobrenatural sobre tu trabajo, y 2) bendición divina porque haces la obra de Dios. Mire, los discípulos eran pescadores, pero dejaron su trabajo secular para dedicarse a la obra de Dios, ‘pescar hombres,’ salvar almas predicando el Evangelio. ~ “Andando Jesús junto al mar de Galilea, vio a dos hermanos, Simón, llamado Pedro, y Andrés su hermano, que echaban la red en el mar; porque eran pescadores. les dijo: Venid en pos de mí, y os haré pescadores de hombres” (Mateo 4.18,19). Incluso en este momento, el pueblo de Dios está dejando sus formas habituales de ingresos y se está volviendo a Dios para suplir todas sus necesidades como en ningún otro momento histórico, para que puedan servirle en el ministerio.

Abriendo las Ventanas del Cielo

La gente no entiende que cuando Jesús multiplicó milagrosamente la captura de peces de estos hombres, los peces se vendieron y todo ese dinero fue para ellos y sus familias. Jesús hizo esto tres veces que sabemos (Mateo, Lucas, Juan). Así fue como los discípulos pudieron dejar a sus esposas y familias durante tres años mientras seguían al Carpintero. El método preferido de Dios para bendecir a las personas siempre ha sido el mismo, milagrosamente prosperar su trabajo. Al final de la era, el pueblo de Dios le servirá como nunca antes, y Él bendecirá divinamente y multiplicará la obra de sus manos, mientras sirven por fe en Dios. Las ventanas3 del cielo se abrirán y habrá un derramamiento espiritual de milagros de prosperidad divina entre el pueblo de Dios en los momentos más oscuros de la historia. Si está sufriendo económicamente en este momento, no se desespere. Simplemente mantenga sus redes listas, porque en el momento más oscuro de la medianoche, el Maestro ordenará su captura milagrosa, y su noche más oscura se transformará en el momento más glorioso de fe y poder en su vida.

Lucas 5.4-9

Dijo a Simón: Boga mar adentro, y echad vuestras redes para pescar. Y habiéndolo hecho, encerraron gran cantidad de peces, y su red se rompía. Viendo esto Simón Pedro, cayó de rodillas ante Jesús…porque por la pesca que habían hecho, el temor se había apoderado de él, y de todos los que estaban con él.

Notas

1. https://www.bbc.com/news/business-58643717

2. Lucas 22:20

3. Malaquías 3.10

4. 2 Tesalonicenses 2.3

5. Apocalipsis 13.4

6. https://www.weforum.org/great-reset/

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Jesús vino a predicar dos tipos diferentes de fe. Enseñó a sus seguidores a distinguir entre la fe humana y el tipo de fe de Dios. Mientras predicaba, dijo ~ “Si no viereis señales y prodigios, no creeréis” (Juan 4.48). Este es el tipo de fe que tiene la mayoría de la gente. Las iglesias de hoy están llenas de personas que tienen fe humana. La fe humana o la fe racional se basa en los cinco sentidos, lo que significa que su fe es un producto de lo que ven y oyen. De entre los discípulos de Jesús, Tomás es el más conocido por su fe racional, como se demuestra en uno de sus momentos más famosos. ~ “Le dijeron, pues, los otros discípulos: Al Señor hemos visto. Él les dijo: Si no viere en sus manos la señal de los clavos, y metiere mi dedo en el lugar de los clavos, y metiere mi mano en su costado, no creeré”(Juan 20.25). Este tipo de fe humana era aceptable para Dios en el Antiguo Testamento.

La fe que enseñó Jesús

Incluso aún la fe natural, o la fe que es un producto de los sentidos, requiere una cierta cantidad de religión. Muchos de los que hoy se consideran personas de fe ni siquiera tienen este tipo de fe racional. Tan pronto como su fe se pone a prueba por algún tipo de circunstancia grave, se ven superados por el miedo y el temor. Los israelitas en el Antiguo Testamento fueron culpables de esto. ~ ” Ps 78:11 Sino que se olvidaron de sus obras, y de sus maravillas que les había mostrado… dividió el mar y … les guió de día con nube, Y toda la noche con resplandor de fuego. Dividió el mar y los hizo pasar. Hendió las peñas en el desierto, Y les dio a beber como de grandes abismos” (Salmo 78.11-15). Dios ha provisto algo mejor para su pueblo en el Nuevo Testamento con el nuevo nacimiento. Los que nacen del Espíritu de Dios ya no tienen que confiar en los cinco sentidos físicos para su fe. Estos son los que pueden entrar en el segundo tipo de fe, la que Jesús enseñó, que es la fe que viene por la palabra de Dios, no por los sentidos.

La fe viene por la palabra

Echemos un vistazo a la enseñanza de fe de Jesús en la Biblia ~ ” Entonces Jesús le dijo: Si no viereis señales y prodigios, no creeréis. El oficial del rey le dijo: Señor, desciende antes que mi hijo muera. Jesús le dijo: Ve, tu hijo vive. Y el hombre creyó la palabra que Jesús le dijo, y se fue. Cuando ya él descendía, sus siervos salieron a recibirle, y le dieron nuevas, diciendo: Tu hijo vive. Entonces él les preguntó a qué hora había comenzado a estar mejor. Y le dijeron: Ayer a las siete le dejó la fiebre. El padre entonces entendió que aquella era la hora en que Jesús le había dicho: Tu hijo vive; y creyó él con toda su casa” (Juan 4.48-53). Observe cómo este hombre desarrolló la fe de Dios y siga su ejemplo. Primero, escuchó a Jesús predicando la palabra de fe. Nadie puede vivir por fe hasta están en un lugar que de verdad predique la fe, la fe que viene por la palabra de Dios. Luego, este hombre obtuvo una promesa de la Palabra de Dios … Jesús dijo: “Ve, tu hijo vive.”

Fe solo en la Palabra

Después, este hombre creyó en la promesa de Dios, que era su único fundamento para la fe. Y finalmente, él actuó sobre la palabra de Dios por fe. Este hombre ya no estaba restringido a la fe de los cinco sentidos físicos más. Aprendió a ir más allá de los sentidos y entrar en la fe divina de Dios, donde todas las cosas son posibles1 para los que creen. La Biblia dice que ~ “el hombre creyó la palabra que Jesús le habló, y se fue.” Este hombre practicó el tipo de fe que Jesús enseñó. No tenía otra razón para creer que las palabras de Jesús. Toda su fe estaba solo en la palabra de Dios. No tenía fe sin acciones. La verdadera fe siempre va acompañada de las acciones correspondientes. El apóstol Santiago escribió ~ “…la fe sin obras es muerta… ves que la fe actuó juntamente con sus obras, y que la fe se perfeccionó por las obras” (Santiago 2.20,22). Este es el hombre que tiene la fe que mueve montañas. Es la fe de la que Jesús habló en el libro de Marcos. El hombre comenzó a mezclar las acciones correspondientes con su fe. Confiando únicamente en las palabras de Jesús, comenzó su viaje sin dudar en su corazón. Después de un día, llegó a su casa y descubrió que la fe en la palabra de Dios había sanado a su hijo.

El tipo de fe más elevado, el tipo de fe que Jesús vivió y enseñó, es la fe que viene SOLAMENTE por la palabra de Dios. Es la fe divina que se produce por las promesas contenidas en la Palabra de Dios cuando se siembran en el corazón y se cultivan mediante una vida virtuosa.

Juan 20:29

Jesús le dijo: Porque me has visto, Tomás, creíste; bienaventurados los que no vieron, y creyeron.

Notas

1. Marcos 11.23

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

El mundo espiritual opera sobre imágenes. El mensaje dominante de Jesús fue que el espíritu humano produciría cualquier imagen que estuviera contenida en él durante el tiempo suficiente. Dijo que todo el Reino de los Cielos, o todo en toda la creación de Dios, opera en base a este concepto espiritual clave. ~ “Decía también: ¿A qué haremos semejante el reino de Dios? Es como el grano de mostaza, que cuando se siembra en tierra…crece, y se hace la mayor” (Marcos 4.30-32). El ‘Reino de los Cielos’ incluye todo lo que Dios ha creado, la ‘semilla’ son imágenes1 (palabras), y la ‘tierra’ es el espíritu humano.2 Las palabras pintan imágenes. Si digo “gran perro rojo”, obtendrá una imagen perfectamente clara en su corazón y mente. Las palabras son la pintura mediante la cual se crean y se comunican las imágenes en el ámbito espiritual.

Toma el control de tu vida

~ “Vino la palabra de Jehová a Abram en visión, diciendo: No temas, Abram; yo soy tu escudo, y tu galardón será sobremanera grande” (Genesis 15.1). En el versículo anterior, vemos que la Biblia nos enseña que las palabras y las imágenes son fundamentalmente sinónimos; ellos son la misma cosa. Jesús enseñó repetidamente que el espíritu humano producirá cualquier cosa que se guarde en él el tiempo suficiente. ~ “El hombre bueno, del buen tesoro del corazón saca buenas cosas; y el hombre malo, del mal tesoro saca malas cosas” (Mateo 12.35). El rey Salomón lo expresó de esta manera … ~ “Sobre toda cosa guardada, guarda tu corazón; Porque de él mana la vida” (Proverbios 4.23).

168 horas

Jesús enseña continuamente que la palabra es ‘semilla,’ algo que se recreará con un poco de tiempo y en las circunstancias adecuadas. Toda la palabra de Dios, desde el Génesis hasta el Apocalipsis, instruye constante y uniformemente a guardar5 la palabra de Dios en el corazón, donde crecerá y se reproducirá, y eliminará todo lo que le contradiga (la mala hierba).  ~ “El reino de los cielos es semejante a un hombre que sembró buena semilla en su campo; pero mientras dormían los hombres, vino su enemigo y sembró cizaña entre el trigo, y se fue” (Mateo 13.24,25). Aquí es donde la mayoría pierde la buena batalla de la fe. Van a la Iglesia el domingo y escuchan la palabra predicada durante una hora. Luego, vete a casa y pasa el resto de la semana, 167 horas, ayudando al diablo a llenar sus corazones y mentes con infinidad de mentiras y malos pensamientos a través de Internet y las redes sociales. Es como sembrar una buena semilla y luego sembrar 167 malas hierbas directamente encima.

La imagen de Dios

La Biblia, especialmente el Nuevo Testamento, contiene la imagen del plan perfecto de Dios para tu vida. Al leerlo y meditar en él, como un espejo, llena tu corazón con esta imagen de Dios, que luego es reproducida por tu espíritu en tu vida. ~ “Cuando leen el antiguo pacto [Bíblia]…nosotros todos, mirando a cara descubierta como en un espejo la gloria del Señor, somos transformados de gloria en gloria en la misma imagen, como por el Espíritu del Señor” (2Corintios 3.14,18). ¿Como funciona esto? Como ya sabes, el N.T. no se trata de mandamientos; más bien pinta imágenes de Dios en los corazones. Como el N.T. Cuando se lee, se vuelve obvio que deliberadamente está ‘revelando quiénes somos,’ o pintando una imagen de usted, proyectando una poderosa imagen espiritual de Dios (la versión de Dios) de su vida en su corazón. Note los siguientes versículos:

El verdadero tu

~ “Mas ya habéis sido lavados, ya habéis sido santificados, ya habéis sido justificados en el nombre del Señor Jesús, y por el Espíritu de nuestro Dios” (1Corinthians 6.11). Que ya no eres esclavo, sino hijo; y si hijo, también heredero de Dios por medio de Cristo” (Gálatas 4.7). “En él también vosotros, habiendo oído la palabra de verdad, el evangelio de vuestra salvación, y habiendo creído en él, fuisteis sellados con el Espíritu Santo de la promesa” (Efesios 1.13). La unción que vosotros recibisteis de él permanece en vosotros…porque sois fuertes, y la palabra de Dios permanece en vosotros, y habéis vencido al maligno” (1Juan 2.27,14). Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva” (Romanos 6.4).

La fe más grande

La misma palabra de Dios siempre trae fe3 con las imágenes de Dios que se producen en el corazón (espíritu). El primer y principal trabajo la fe en el creyente no se trata de recibir cosas materiales, ganar ventaja sobre un enemigo o incluso sanar; la obra vital de la fe y la Palabra de Dios, la obra que genera la vida eterna y siembra la raíz de todas las demás bendiciones, es reproducir la imagen de Dios en usted y a través de usted a medida que renueva su mente al Nuevo Testamento y crea lo que dice. acerca de ti. La mayoría de los cristianos leen estos versículos pero simplemente no los creen porque la fe4 es una semilla que requiere tiempo para crecer y producir. Estos maravillosos versículos deben leerse, releerse y meditarse hasta que la semilla de la fe crezca en el corazón. Apague la televisión, deje el teléfono celular y abra la palabra de Dios. Deja que pinte la imagen de Dios de ti y tu vida en tu corazón, y pronto estarás disfrutando de una vida libre de pecado, enfermedades, confusión y derrota.

Proverbios 23:7

Porque cual es su pensamiento en su corazón.

Notas

1. Lucas 8,11

2. Romanos 2.29

3. Romanos 10.17

4. Mateo 17.20

5. Romanos 10.8

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Todos se han preguntado en un momento u otro lo maravillosa que sería la vida si hubiera un botón mágico que, al presionarlo, haría que todos te amaran. Casi olvidado, es un atributo divino del Espíritu que cuando esté presente en tu vida resolverá los problemas más difíciles de la vida y allanará el camino para una vida con la que la mayoría solo sueña. ¿Qué es más difícil de resolver en la vida que los “problemas de la gente”, y cómo sería tu vida si hubiera un poder sobrenatural que haría que la gente automáticamente le agrades? La Biblia lo llama favor divino. Dios trabaja de maneras muy diferentes a las nuestras. La mayoría de nosotros no estamos acostumbrados a pensar en las cosas desde un punto de vista espiritual. Para ser sincero, la mayoría de nosotros sabemos muy poco acerca de cómo funciona el reino espiritual y menos aún de lo que está disponible para nosotros. Pocos cristianos han pensado alguna vez en el ‘favor’ como arma, sin embargo, la Biblia llama al favor un arma y demuestra cómo los cristianos en todas las generaciones han aprendido cómo el favor divino es el arma preferida de Dios. En lugar de usar la violencia, el mal o el dolor para lograr resultados, Dios usa una manifestación divina de bondad irresistible para motivar a los hombres a hacer lo que quiere. Considere lo que David escribió hace 3000 años. ~ “Porque tú, oh Jehová, bendecirás al justo; Como con un escudo lo rodearás de tu favor” (Salmos 5.12).

Odio y maldad paralizados

David es el hombre más perseguido en la Biblia. El sabía más sobre la violencia y la necesidad de protección espiritual de los hombres malvados y de los espíritus oscuros de lo que la mayoría de las personas sabrán. No es casualidad que compare el favor divino con el arma espiritual del escudo de Dios, que libera de todas las formas de peligro y violencia. Entonces, ¿por qué la Biblia dice que el favor es un ‘escudo’ espiritual? — Porque, en pocas palabras, el favor hace que tus enemigos te respeten y teman. Considere lo que Solomon dijo sobre el favor … ~ “Cuando los caminos del hombre son agradables a Jehová, Aun a sus enemigos hace estar en paz con él” (Proverbios 16.7). Así es, el favor es como una esencia espiritual que intoxica a los enemigos, para que cambien de odiarte a respetarte y estimarte mucho. Para la mayoría de las personas de hoy, este es un pensamiento tan extraño que apenas pueden entender el concepto. En pocas palabras, si uno no tiene enemigos, no tiene nada que temer. A medida que el mundo avanza un paso más en la oscuridad de los últimos días que impiden el regreso de Cristo, la necesidad de seguridad y protección sobrenatural se vuelve más intensa con el paso de cada nuevo día. Mientras haya odio, avaricia y animosidad entre las personas, habrá violencia. El favor divino paraliza todas las fuerzas espirituales que generan odio y maldad. El rey Saúl era el enemigo más amargo de David porque sabía que Dios había elegido a David para reemplazarlo en el trono de Israel.

El arma predilecta de Dios

Según todos los indicios, el hijo de Saúl, Jonathan, que estaba destinado a suceder a su padre en el trono de Saúl, debería haber odiado a David aún más que su padre, pero Dios le dio a David el favor divino con Jonathan, y, en lugar de odiar a David, Jonathan se convirtió en su mayor aliado. ~ “Aconteció que cuando él hubo acabado de hablar con Saúl, el alma de Jonatán quedó ligada con la de David, y lo amó Jonatán como a sí mismo” (1Samuel 18.1). Aquí el poder del favor divino se puede observar claramente en funcionamiento. Piénselo … David era el único obstáculo que se interponía entre Jonathan, el primer hijo de Saúl, y el trono, y una gota de favor divino hizo que Jonathan abdicara de su propio reino y entregara su vida para establecer a David en su trono. De hecho, el favor es el escudo divino de Dios para sus hijos y es extremadamente efectivo y beneficioso. El favor no solo te liberará de todo mal, sino que convertirá a tus enemigos en tus partidarios más ardientes … ¡qué podría ser un arma mejor o más poderosa que esa! La Biblia está llena de ejemplos dramáticos de Dios usando el favor divino para liberar a su pueblo del mal y controlar reinos enteros. El favor divino es el arma preferida de Dios porque vence el mal con el bien. ~ “No seas vencido de lo malo, sino vence con el bien el mal” (Romanos 12.21).

Deja de pelear y ama en su lugar

A pesar del hecho de que la mayoría de los cristianos de hoy se han vuelto completamente ambivalentes al favor (gracia), se enfatiza una y otra vez en las Escrituras. En el Nuevo Testamento, la palabra ‘gracia’ se usa en lugar de la palabra favor, pero significan lo mismo. El apóstol Pablo, quien escribió la mayoría de los libros en el Nuevo Testamento, comienza y cierra casi todos sus libros con la palabra ‘gracia’ (favor). ~ “A todos los que estáis en Roma, amados de Dios, llamados a ser santos: Gracia y paz a vosotros, de Dios nuestro Padre y del Señor Jesucristo” (Romanos 1.7). El tiempo no permite una exposición más profunda del favor divino hoy. Baste decir que el Nuevo Testamento menciona la palabra ‘gracia’ más veces que las palabras: “amor, oración o iglesia.” Imagine cuánto una mayor unción del favor divino cambiaría su vida en el trabajo, en el hogar y en la obra de Dios. Imagínese si Dios sobrenaturalmente convirtiera a sus enemigos en sus ardientes sirvientes. No tienes que orar para que Dios mate a tus enemigos; puedes aprender a amar a tus enemigos como dijo Jesús cuando eres ungido con el escudo de favor. Deje de pelear con la gente y comience hoy a creerle a Dios por una unción fresca y abundante del favor divino en su vida, y estará encantado de descubrir lo fácil que es amar a sus enemigos cuando se convierten en sus defensores más firmes.

Lu 2:40

Y el niño crecía y se fortalecía, y se llenaba de sabiduría; y la gracia de Dios era sobre él. 

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

La vida espíritu no solo nos ha liberado del pecado y la muerte, también nos ha liberado de todo lo que vino incluido en el paquete de pecado y muerte. Cuando el pecado entró en el mundo, la muerte siguió rápidamente sobre sus talones, que fue sucintamente sucedida por la expulsión del hombre del paraíso (Edén), cuando fue arrojado a todo el caos y la carnicería de la maldición sobre la tierra. Por el nuevo nacimiento y la renovación1 de la mente al conocimiento de la verdad, el hombre queda completamente libre de todas las repercusiones de la ley del pecado y de la muerte. ~ “Porque la ley del Espíritu de vida en Cristo Jesús me ha librado de la ley del pecado y de la muerte” (Romanos 8.2). Caminando sobre las olas, multiplicando milagrosamente los panes y resucitando a los muertos; Jesús nos estaba demostrando este mismo hecho. Luego dijo ~ “De cierto, de cierto os digo: El que en mí cree, las obras que yo hago, él las hará también; y aun mayores hará, porque yo voy al Padre” (Juan 4.12).

Privado de la maldición

La única razón por la que los cristianos de hoy no llevan a cabo los mismos milagros que hizo Cristo es porque han sido víctimas del mayor engaño jamás perpetrado en la historia de la raza humana. Sus ‘maestros’ les han robado a ciegas, que eran demasiado carnales y llenos de temor para decirles la verdad sobre el Nuevo Testamento y el glorioso mensaje del Evangelio de Jesucristo. Se les lavó el cerebro sistemáticamente para que creyeran que nunca podrían estar libres de la ley del pecado y la muerte y que todavía están sujetos al trabajo penoso de las maldiciones que proceden de ellos. Como dijo Jesús, les ha sido “según2 su fe.” El Espíritu Santo testifica en el libro de Gálatas ~ “Cristo nos redimió de la maldición de la ley, hecho por nosotros maldición (porque está escrito: Maldito todo el que es colgado en un madero), para que en Cristo Jesús la bendición de Abraham alcanzase a los gentiles, a fin de que por la fe recibiésemos la promesa del Espíritu” (Gálatas 3.13,14). Todos los creyentes en el Nuevo Testamento ya han sido liberados de todas las maldiciones del pecado. Por eso el apóstol Pedro afirma decididamente que los cristianos ya han sido sanados. ~ “Quien [Jesús] llevó él mismo nuestros pecados en su cuerpo sobre el madero, para que nosotros, estando muertos a los pecados, vivamos a la justicia; y por cuya herida fuisteis sanados” (1Pedro 2.24).

Liberación de la presente era del mal

Note que el Espíritu Santo pone nuestra sanidad en el pasado. Lo único que falta para la manifestación completa de la curación es nada más que el creyente oiga lo suficiente de la verdad para que la palabra3 produzca fe, y la sanidad vendrá. La principal causa de enfermedad en primer lugar es la mentira de que los hijos de Dios son pecadores por naturaleza y nunca pueden ser libres del pecado. Se les dijo que el pecado y la enfermedad eran solo parte del presente siglo malo y que tendrían que esperar hasta el cielo para ser sanados. Sorprendentemente notable, Jesús definitivamente nunca dijo ni hizo algo así. ~ “El cual se dio a sí mismo por nuestros pecados para librarnos del presente siglo malo, conforme a la voluntad de nuestro Dios y Padre” (Gálatas 1.4). ¿Qué don o requisito espiritual especial es necesario para disfrutar de los beneficios infinitos de tal estado espiritual? … nada raro; el único requisito es “nacer de nuevo” y luego madurar en la gracia y el conocimiento de la verdad. Eso es todo. Ya está hecho, ya dado, y es gratuito para todos los que llevan el glorioso nombre de Jesús. Es parte integral del paquete que todo cristiano recibe en el nuevo nacimiento.

La vida espíritu

~ “Para que la justicia de la ley se cumpliese en nosotros, que no andamos conforme a la carne, sino conforme al Espíritu. Porque la ley del Espíritu de vida en Cristo Jesús me ha librado de la ley del pecado y de la muerte” (Romanos 8.4,2). La Biblia nos dice que cuando Cristo resucitó de entre los muertos en las regiones oscuras del Hades, rompiendo para siempre las cuerdas del pecado y la muerte, la naturaleza divina sin pecado (justa) de Dios fue impartida a todos Sus hijos. Ahora, el requisito de justicia (vivir sin pecado/perfeción6) se cumple en su vida al caminar día a día en el Espíritu. Eso es … el final de la historia del pecado. Ahora has nacido de nuevo de Dios: una nueva4 creación (especie), un hijo de Dios, nacido del Espíritu de Dios con la naturaleza de Dios que reside dentro de tu espíritu, como lo era Adán antes de caer en la muerte espiritual. Usted ha sido restaurado a Dios, reunido con Él, hecho “uno” con Dios nuevamente Y ahora ha recibido la vida5 eterna. ~ “De cierto, de cierto os digo: El que oye mi palabra, y cree al que me envió, tiene vida eterna; y no vendrá a condenación, mas ha pasado de muerte a vida” (John 5.24). Te has vuelto uno con Dios al participar del árbol de la vida, Jesucristo la Vid. ~ “Yo soy la vid [árbol de la vida] verdadera, y mi Padre es el labrador. Permaneced en mí, y yo en vosotros.” (Juan 15.1,4). ¿Notaste que estás “EN” Dios ahora? Eres uno con Dios de nuevo, como lo era Adán antes de que la muerte espiritual entrara en el mundo. Entonces, ¿qué es el pecado? —El pecado no es más que un síntoma de los que no están en Dios, de los que no son uno con Dios. El pecado es una característica o el resultado de estar separado de Dios. Por esta razón los que no nacen de nuevo no pueden dejar de pecar y los que nacen del Espíritu de Vida no pueden pecar ni seguir sufriendo las consecuencias de la vida de pecado porque son partícipes del Espíritu de vida, restaurados para ser partícipes de la naturaleza divina7 de Dios.

1 Juan 3: 9 El que ha nacido de Dios no peca, porque su simiente permanece en él; y no puede pecar, porque ha nacido de Dios.

Notas:

1. Romanos 12.2

2. Mateo 9.29

3. Romanos 10.17

4. 2 Corintios 5.17

5. Juan 5.24

6. Hebreos 10.14

7. 2Pedro 1.4

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

La fe, la esperanza y el amor son las tres dotes eternas de Dios por las que se rige el reino de los cielos. La mayoría de los cristianos comprenden la importancia del amor y la fe, pero pocos se dan cuenta del papel fundamental asignado a la esperanza y la inmensidad de su poder. La verdadera ‘esperanza’ bíblica es plano-proyecto en el que opera la fe. La fe nunca irá más allá del nivel de la esperanza o del límite que está determinado por la actitud de uno. ~ “Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve” (Hebreos 11.1). La fe y la esperanza trabajan juntas. Un error común es pasar todo el tiempo desarrollando la fe, ignorando la importancia de la esperanza. Una de las mayores áreas de doctrina que se ha descuidado es la doctrina de la esperanza. Hoy en día es más necesario que nunca que se le enseñe al pueblo de Dios lo que la Biblia dice acerca de la esperanza, para que sean conscientes de la necesidad de la esperanza y para que comprendan cómo funciona la esperanza. Echemos un vistazo a la importancia que la Biblia realmente asigna al grado de esperanza. ~ “Y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, estos tres; pero el mayor de ellos es el amor” (1Corintios 13.13).

El Yelmo de la Esperanza

Tenga en cuenta que la Biblia coloca la esperanza en la misma categoría que “amor” y “fe,” que son las tres leyes divinas más altas que gobiernan todo el Reino de Dios. La fe, la esperanza y el amor son atributos eternos de Dios, y el creyente debe incorporarlos intencionalmente a cada uno de ellos diariamente. La falta de una enseñanza adecuada sobre la esperanza es la causa de la frustración y la derrota en la vida de millones de cristianos todos los días. Es común que los feligreses que hayan asistido fielmente a la iglesia, algunos durante más de treinta años, nunca hayan escuchado un solo mensaje de esperanza en toda su vida. ~ “Pero nosotros, que somos del día, seamos sobrios, habiéndonos vestido con la coraza de fe y de amor, y con la esperanza de salvación como yelmo” (1Tesalonicenses 5.8). Con el amanecer de cada nuevo día, el hijo de Dios se despierta para emprender la batalla en la guerra espiritual contra las fuerzas del reino de las tinieblas, que están trabajando para destruir sus vidas robando su fe. Si el enemigo puede mantener al cristiano ignorante de la operación espiritual de la esperanza, el diablo ya ha paralizado su fe y ganó la mitad de la batalla. Note que así como ‘amor’ y ‘fe’ son potencias espirituales que operan en el corazón, como el verso las relaciona con la “coraza” (que cubre el corazón), la esperanza es una fuerza espiritual que opera en la mente, donde se coloca el “casco.” el verso dice “… la esperanza de salvación [victoria] como yelmo.”

El poder y la Gloria

De la misma manera que la ‘coraza’ corresponde al corazón, donde operan el amor y la fe, entonces la esperanza/actitud opera en la cabeza, la parte del cuerpo a la que corresponde el casco. La actitud de una persona es un reflejo de su nivel de esperanza. ‘Actitud’ significa la forma en que ve su situación en la vida, la perspectiva general que tiene sobre su futuro. Esto es lo que la Biblia llama ‘esperanza.’ La obra del diablo es llevar al creyente a un nivel de conformidad con el mundo perdido que habita en el reino de las tinieblas, verse a sí mismo como un no-creyente y no esperar algo más de Dios que lo que un hijo del diablo esperaría. El apóstol Pablo aborda este tema en su carta a la Iglesia en Galacia. ~ “Mas ahora, conociendo a Dios, o más bien, siendo conocidos por Dios, ¿cómo es que os volvéis de nuevo a los débiles y pobres rudimentos, a los cuales os queréis volver a esclavizar?” (Gálatas 4.9). El diablo ha usado esta misma estrategia a lo largo de los siglos para privar a los hijos de Dios del poder y la gloria que el Padre les ha dado como participantes del Nuevo Testamento.

La Actitud Determina la Altitud

El diablo había convencido a la hermandad en Galacia para que adoptara la misma actitud que los paganos incrédulos que los rodeaban … casi no tenían más esperanza en Dios de recibir nada como participantes del Nuevo Pacto, y por esta razón su actitud determinó que fueron… ‘esclavos’ como “…los débiles y pobres rudimentos” del mundo oscuro que vive separado de Dios y sus bendiciones … para vivir como nada más que un pecador, excluido del poder de Dios y Su reino. No dejes que el diablo determine tu actitud espiritual. Deje que Dios lo determine poniéndose el Casco de Salvación y manteniéndolo firmemente sujeto a su cabeza todos los días. La protección espiritual de la mente contra una actitud mundana e incrédula se decide exponiendo su mente diariamente al poder de las promesas de Dios, meditando en ellas y desarrollando el hábito de ver a propósito su vida de acuerdo con las grandes y preciosas promesas de Dios. Deje que su actitud esté determinada por el hecho de que Dios le ha jurado en solemne pacto que ~ “Te pondrá Jehová por cabeza, y no por cola; y estarás encima solamente, y no estarás debajo, si obedecieres los mandamientos de Jehová tu Dios, que yo te ordeno hoy, para que los guardes y cumplas, Jehová te enviará su bendición… sobre todo aquello en que pusieres tu mano; y te bendecirá en la tierra que Jehová tu Dios te da” (Deuteronomio 28.13,8). Póngase el casco de la verdadera esperanza bíblica y deje que su actitud determine su altitud.

Efesios 1.18

Alumbrando los ojos de vuestro entendimiento, para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su herencia en los santos,

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Salomón dormía en una descomunal cama hecha de oro y marfil, adornada con el mejor lino de Asia y adornada con cojines exclusivos importados de Persia. El profeta Elías durmió en el suelo en la casa de una viuda indigente. —Salomón finalmente murió y no se sabe si fue al cielo o no. Elías fue al cielo, pero nunca murió. Dios estaba tan complacido con su elección de menos es más en la vida que Elías fue escoltado al cielo en un carro de fuego por los ángeles de Dios y se le dio el sublime honor de ser uno de los dos únicos hombres que, según las Escrituras, nunca murió. Menos es más. ~ “Y aconteció que yendo ellos y hablando, he aquí un carro de fuego con caballos de fuego apartó a los dos; y Elías subió al cielo en un torbellino” (2Reyes 2.11).

El profeta y la bruja

Cuatrocientos profetas de Baal se deleitaban diariamente con exquisitos manjares de la más alta cocina transportados desde los cuatro rincones del mundo en la mesa de la reina Jezabel. Juan el Bautista sobrevivió con una escasa dieta de langostas y miel silvestre. —El cuerpo de Jezabel, la bruja, fue devorado por perros en el momento de su prematura muerte y esparcido como estiércol por la faz de la tierra por Dios, como testimonio al mundo de que con frecuencia Dios dice que menos es más. ~ “Ésta es la palabra de Dios, la cual él habló por medio de su siervo Elías tisbita, diciendo: En la heredad de Jezreel comerán los perros las carnes de Jezabel, y el cuerpo de Jezabel será como estiércol sobre la faz de la tierra en la heredad de Jezreel, de manera que nadie pueda decir: Ésta es Jezabel” (2Reyes 9.36,37). Por otro lado, Juan el Bautista fue dotado por Jesús con la exultante distinción de ser el mayor profeta jamás nacido de una mujer, demostrando una vez más que menos es más. ~ “Os digo que entre los nacidos de mujeres, no hay mayor profeta que Juan el Bautista” (Lucas 7.28).

El Maestro del Universo

La vida se mide para nosotros en tiempo y espacio. Al final del día, hay un número limitado de cosas que pueden encajar en la vida de uno. Jesús enseñó constantemente que para alcanzar la grandeza, menos es más. ~ “También el reino de los cielos es semejante a un mercader que busca buenas perlas, que habiendo hallado una perla preciosa, fue y vendió todo lo que tenía, y la compró” (Mateo 13.45,46). Y otra vez ~ “Así, pues, cualquiera de vosotros que no renuncia a todo lo que posee, no puede ser mi discípulo” (Lucas 14.33). Jesús, el Maestro del universo, habitó entre la humanidad durante 33 años y fue percibido por casi todos como un hombre de poca importancia. ¿Por qué? … porque menos es más, cuanto menos piensan las multitudes en ti, más eres estimado a los ojos de Dios. El diablo y sus hijos no pueden discernir las cosas de Dios, mucho menos estimarlas. ¿Por qué? … porque menos es más, la clave es simplemente desacreditar la falacia común de que la mayoría debe tener razón. De hecho, ocurre exactamente lo contrario; la mayoría casi siempre está equivocada según las escrituras. ~ “Porque estrecha es la puerta, y angosto el camino que lleva a la vida, y pocos son los que la hallan” (Mateo 7.14).

Menos es más

Hace 3500 años, el rey Salomón en su obra fundamental “Eclesiastés” dio en el clavo no menos de 31 veces. ~ “Miré yo luego todas las obras que habían hecho mis manos, y el trabajo que tomé para hacerlas; y he aquí, todo era vanidad y aflicción de espíritu, y sin provecho debajo del sol” (Eclesiastés 2.11). No es de extrañar que la causa de tal contradicción sea casi tan aburrida y poco inteligente como su consecuencia, algo así como el estado de vena, decrépito y pervertido de la raza humana caída en este momento. Realmente no importa si lo que haces está bien o si lo que crees es verdad porque por el momento la vanidad dicta, siempre y cuando parezca correcto para las multitudes ciegas que siguen a los ciegos, es suficientemente bueno. Desafortunadamente, el mundo ha cambiado poco desde los días de Salomón. ¿Por qué la opinión popular es más importante que la realidad? —Hay dos razones principales: 1) la falsa suposición de que la mayoría generalmente tiene razón, lo cual casi nunca1 es cierto, y 2) el anhelo humano corrupto por el honor de los hombres más que el honor de Dios solamente. ~ “Entonces les dijo: Vosotros sois los que os justificáis a vosotros mismos delante de los hombres; mas Dios conoce vuestros corazones; porque lo que los hombres tienen por sublime, delante de Dios es abominación” (Lucas 16.15). Es fundamentalmente inevitable que menos es más, menos de una cosa dicta más de otra, menos del mundo necesita más de Dios. Decide este día cuál elegirás… ¿menos o más?

Filipenses 3.8,10

Y ciertamente, aun estimo todas las cosas como pérdida por la excelencia del conocimiento de Cristo Jesús, mi Señor, por amor del cual lo he perdido todo, y lo tengo por basura, para ganar a Cristo, a fin de conocerle, y el poder de su resurrección, y la participación de sus padecimientos, llegando a ser semejante a él en su muerte,

Notas

1. Mateo 7.14

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí

Algunos han dicho que Dios ya no le habla a la humanidad desde el cielo. Presumen que Él ha dicho todo lo que quiere decir en la Biblia. Incluso hay quienes han ido tan lejos como para decir que Dios es un espíritu y no tiene una voz física. Piensan que la idea de ‘escuchar’ a la voz de Dios no es más que una tontería religiosa. Otros piensan que Dios ya ha dicho todo lo que tiene que decir en la Biblia y ya no les habla a los hombres. Pero, ¿qué dice realmente la Biblia sobre esto? Primero, la respuesta a la pregunta de si Dios todavía le habla a la humanidad se puede encontrar en el libro de Hebreos en el Nuevo Testamento (hoy). ~ “Mirad que no desechéis al que habla. Porque si no escaparon aquellos que desecharon al que los amonestaba en la tierra, mucho menos nosotros, si desecháremos al que amonesta desde los cielos. La voz del cual conmovió entonces la tierra” (Hebreos 12.25,26). Luego, la voz física de Dios Padre ha sido escuchada de manera perceptible muchas veces en la tierra por un gran número de personas.

La Voz del Padre

Vemos que el Padre habló con una voz audible varias veces en el Nuevo Testamento, una de las cuales está registrada en el evangelio de Mateo ~ “Mientras él aún hablaba, una nube de luz los cubrió; y he aquí una voz desde la nube, que decía: Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia; a él oíd. Al oír esto los discípulos, se postraron sobre sus rostros, y tuvieron gran temor” (Mateo 17.5,6). Nadie puede olvidar cuando toda la nación de Israel escuchó la voz del Padre en el desierto del Monte Sanaí. ~ “Al monte que se podía palpar, y que ardía en fuego, a la oscuridad, a las tinieblas y a la tempestad, al sonido de la trompeta, y a la voz que hablaba, la cual los que la oyeron rogaron que no se les hablase más, y tan terrible era lo que se veía, que Moisés dijo: Estoy espantado y temblando” (Hebreos 12.18-21).

La Voz del Buen Pastor

Además, sabemos que la voz de Jesús se escuchó audiblemente durante los treinta y tres años de su ministerio terrestre, y que la voz espiritual del Mesías todavía es escuchada por todas y cada una de Sus ovejas. ~ “Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco, y me siguen” (Juan 10.27). Aquellos que afirman que Dios ya no le habla Sus hijos del cielo obviamente nunca han leído la Biblia y no son ovejas del Señor Jesucristo. Además, Cristo todavía está hablando a sus santos apóstoles y ministros a través del ministerio del Espíritu Santo. A medida que su tiempo en la tierra comenzó a menguar cerca y el momento de su partida se acercaba, se registra en el evangelio de Juan que Jesús declaró abiertamente a sus discípulos ~ “Aún tengo muchas cosas que deciros, pero ahora no las podéis sobrellevar. Pero cuando venga el Espíritu de verdad, él os guiará a toda la verdad; porque no hablará por su propia cuenta, sino que hablará todo lo que oyere, y os hará saber las cosas que habrán de venir” (Juan 16.12,13).

Todavía se Predica Jesús

Jesucristo todavía está caminando con su pueblo hoy, enseñándoles y obrando milagros para confirme la palabra de Dios cuando predicó bajo la guía y la unción del Espíritu Santo como cuando Jesús la pronunció. ~ “Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. Y ellos, saliendo, predicaron en todas partes, ayudándoles el Señor y confirmando la palabra con las señales que la seguían” (Marcos 16.15,20). Jesús todavía está predicando a las multitudes, enseñando a Sus discípulos y realizando grandes signos y maravillas para confirmar Su palabra donde sea que se predica con fe. La Biblia dice que ~ “Jesucristo es el mismo ayer, y hoy, y por los siglos” (Hebreos 13.8). Él nunca cambia. Él todavía está cuidando a Sus discípulos cuando quedan atrapados en las tormentas de la vida, Él todavía está caminando sobre las aguas para salvarlas y todavía está multiplicando los panes para alimentar a los miles que no tienen suficiente dinero para comprar alimentos. ~ “Y [Jesús] les habló muchas cosas por parábolas, diciendo… El que tiene oídos para oír, oiga” (Mateo 13.3,9).

Juan 18.37

Le dijo entonces Pilato: ¿Luego, eres tú rey? Respondió Jesús: Tú dices que yo soy rey. Yo para esto he nacido, y para esto he venido al mundo, para dar testimonio a la verdad. Todo aquel que es de la verdad, oye mi voz.

© L. Jonathan Blais 2021 Todos los derechos reservados. Escritura tomada de la La Santa Biblia Reina Valera© 1960. Usado con permiso.

www.iglesiavictoriaenlaroca.com

Haga un click aquí
30/55